Foto: Cuartoscuro

Compartir

Redacción ejecentral

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) solicitó a autoridades federales y de Chiapas la implementación de medidas cautelares al detectar condiciones de hacinamiento, situación contraria al respeto a los derechos humanos, en las instalaciones del Instituto Nacional de Migración (INM) en el Puente Internacional Rodolfo Robles, en la Estación Migratoria Siglo XXI (EMSXXI) y en el albergue instalado en el Municipio de Mapastepec, Chiapas.

La CNDH urgió canalizar a personas en contexto de migración a distintas estaciones migratorias para disminuir la sobrepoblación, agilizar procedimientos administrativos de las personas alojadas, explorar alternativas en la detención.

En sus diligencias el organismo constató que en la unidad deportiva de Mapastepec, habilitada como albergue hay alrededor de mil 700 personas migrantes y en otro terreno aledaño aproximadamente mil 500.

Mientras que en el parque central de Tapachula hay cerca de 2 mil personas en contexto de migración que salieron rumbo a Huixtl, Chiapas, y en la EMSXXI se reportó una población superior a 2 mil personas, lo que representa más del 200% de su capacidad que es de 960 personas.

La CNDH tiene desplegado un equipo de visitadores adjuntos y personal médico para efecto de continuar con el monitoreo y atención de las condiciones de vida digna de las personas migrantes en los recintos migratorios.  

NR

Compartir