Foto: Cuartoscuro

Compartir

Redacción ejecentral

De los 300 centros penitenciarios del país solo 18 son femeniles, estos albergan al 40.2 por ciento de mujeres privadas de la libertad, el resto de ellas están en penales mixtos, mismos que obtuvieron una calificación reprobatoria (5.98) por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

La CNDH urgió, en el marco del Día Internacional de las Mujeres, la necesidad de que exista al menos un centro penitenciario por entidad federativa para mejorar la situación de las mujeres en reclusión y garantizar el respeto a sus derechos fundamentales.

En el evento organizado por la Comisión especialistas y académicas se pronunciaron en favor de programas sobre justicia restaurativa y la posibilidad de que, conforme a los estándares internacionales, un número importante de mujeres puedan ser externadas y apoyadas en libertad.

Las expertas coincidieron en que las mujeres en reclusión conforman una población excluida y en condiciones de gran vulnerabilidad, indicando que en muchos casos, no se cumple con los criterios contenidos en los instrumentos internacionales y que fiscales y jueces no incorporan regularmente en su trabajo criterios con perspectiva de género.

Además se pronunciaron por optimizar el sistema penitenciario con propuestas que permitan lograr la reinserción social, lamentando de igual forma, la situación que viven las mujeres al obtener su libertad, por lo que las propuestas deben existir y cristalizarse objetivamente. NR

Compartir