Foto: Especial

Compartir

Redacción ejecentral

Los aficionados mexicanos ya están dando de qué hablar en Rusia y no es por algún triunfo del “Tri” en aquel país, sino porque un grupo de connacionales tuvo una reacción inesperada ante un coche automovilístico.

De acuerdo con Récord, los gritos y porras de los hinchas mexicanos reunidos a las afueras del estadio del FC Strogino, en Moscú distrajo a dos automovilistas rusos, provocando que estos chocaran, ya que el primer auto frenó donde no debía y el otro no logró detenerse a tiempo.

En el video que circula en las redes sociales, se puede apreciar que al momento que los conductores bajaron de sus coches para revisar los daños, los mexicanos los animaron y aplaudieron hasta que continuaron su camino.

Aunque el accidente no pasó a mayores, el conductor de la Land Rovert se mostraba molesto al momento que los policías se acercaron a socorrerlo, situación que no desanimó a los aficionados, quienes continuaron la fiesta mientras la selección mexicana entrenaba a puerta abierta.

Mexicanos brillan en Rusia

Un grupo de duranguenses sorprendieron en el Kremlin pues compraron un microbús con los colores de la bandera mexicana, lo repararon y lo mandaron en barco a Portugal para conducirlo desde allí hasta llegar a Rusia.

Pero la historia no acaba ahí ya que el grupo llevan consigo una imagen tamaño real de un de sus compañeros que no pudo acompañarlos porque su esposa no lo dejó ir a la copa del mundo.

En el póster del joven, que se quedó en México, se lee en su playera “Mi vieja no me dejó”, pero sus amigos le toman fotos en diferentes ciudades para que éste también pueda disfrutar de la aventura mundialista.

TB

Compartir