Compartir

AFP

Theologos, Grecia. Dos personas, un turista sueco y otro turco, murieron y más de cien resultaron heridas el viernes por un sismo de fuerte magnitud que sacudió en pleno período turístico la isla griega de Cos.

El sismo, de magnitud 6,7 según el centro geológico estadounidense (USGS) y de 6 según el Observatorio de Atenas, se produjo el viernes a las 01:31 horas locales y se sintió también en Turquía.

Las víctimas tenían 27 y 39 años respectivamente, según la agencia de prensa griega ANA.

Los turistas se encontraban en el centro de la ciudad y murieron por el derrumbe de un bar o por cascotes de los edificios dañados por el sismo, agregó ANA.

This general view shows a partially damaged mosque in the central square of the island of Kos on July 21, 2017, following a 6.5 magnitude earthquake which struck the region.  Two foreigners died and more than 100 people were injured on the Greek island of Kos when an earthquake shook popular Greek and Turkish holiday destinations in the Aegean Sea. The epicentre of the 6.7 magnitude quake was some 10.3 kilometres (6.4 miles) south of the major Turkish resort of Bodrum, a magnet for holidaymakers in the summer, and 16.2 kilometres east of the island of Kos in Greece, the US Geological Survey said. / AFP PHOTO / LOUISA GOULIAMAKI

Los daños en una mezquita en el centro de la isla de Cosa. Foto: LOUISA GOULIAMAKI/AFP

La isla de Cos es muy frecuentada por turistas jóvenes. La capacidad de las insfraestructuras turísticas se eleva a 100 mil camas y más de 85% están reservadas, según un fuente policial local.

«La gente sigue inquieta pero la tranquilidad regresa progresivamente», indicó esta fuente. Numerosas personas se dirigían no obstante al aeropuerto hacia las 07:00 GMT con la intención de dejar la isla, constató un fotógrafo de la AFP.

El portavoz del gobierno griego, Dimitris Tzanakopoulos, indicó que, exceptuando el puerto de Cos, cerrado al tráfico, la situación volvía a la normalidad.

«La situación en la isla parece perfectamente bajo control y tenemos un regreso a la normalidad», declaró en la televisión estatal ERT.

«El aeropuerto funciona y las rutas están en buen estado. No hay daños mayores en las viviendas o en los edificios», agregó.

Las cinco personas más gravemente heridas fueron trasladadas al hospital de Heraclión, en Creta.

 ‘Tuvimos miedo’ 

El epicentro, calificado como «muy fuerte» por el Observatorio de Atenas, fue situado a 10 km al sureste de la ciudad costera turca de Bodrum y a 16,2 km al este de Cos.

El sismo también se sintió con fuerza en las costas occidentales turcas y sobre todo en la ciudad de Bodrum.

En Rodas también se sintió el temblor.

El hotel del club Marmara de Theologos, a 30 km de Rodas, «se balanceó como un barco, creí que se derrumbaría», indicó una periodista de AFP en el lugar.

«Nos tomó por sorpresa. Tuvimos miedo y salimos inmediatamente», dijo Teddy Dijoux, de 38 años, que se alberga en el hotel club.

 Sismos frecuentes 

This general view shows the ruins of a bar on the island of Kos on July 21, 2017, where two patrons are said to have died following a 6.5 magnitude earthquake which struck the region.  Two foreigners died and more than 100 people were injured on the Greek island of Kos when an earthquake shook popular Greek and Turkish holiday destinations in the Aegean Sea. The epicentre of the 6.7 magnitude quake was some 10.3 kilometres (6.4 miles) south of the major Turkish resort of Bodrum, a magnet for holidaymakers in the summer, and 16.2 kilometres east of the island of Kos in Greece, the US Geological Survey said.  / AFP PHOTO / LOUISA GOULIAMAKI

Las ruinas de un bar en la isla de Kos. Foto: LOUISA GOULIAMAKI/AFP

En la ciudad turca de Bodrum el temblor también se sintió durante al menos unos veinte segundos, según otra periodista de AFP en el lugar, precisando que después del fuerte sismo hubo al menos cinco o seis réplicas de menor intensidad.

Numerosas fisuras aparecieron en los edificios en Bodrum y el hospital de la ciudad fue evacuado de manera preventiva según la prensa turca.

Unas 80 personas fueron hospitalizadas, la mayoría, atendida en el jardín del hospital, resultó herida tras saltar desde los edificios en donde se encontraban cuando tembló todo por el sismo o por las piedras que se desprendieron, según el canal NTV.

Los sismos son frecuentes en Grecia y Turquía que se encuentran sobre una falla geológica.

El 12 de junio una persona murió en la isla griega de Lesbos por un sismo de magnitud 6,3, que se sintió en Atenas como en Estambul.

«El archipiélago del Dodecaneso, en donde se encuentran Rodas y Cos, es muy sísmico. En 1993 un fuerte sismo en Cos dejó 200 muertos, por suerte hoy se puede controlar», aseguró el sismólogo Gerassimos Papadopoulos subrayando que las réplicas del sismo podrían durar algunas semanas.

El 17 de agosto de 1999, un seísmo de más de 7 grados en la escala de Richter, cerca de Esmirna, arrasó amplias zonas en el noroeste del país, donde mató a más de 17 mil personas. (Foto: Louisa Gouliaamki/AFP). DA

Compartir