Compartir

Redacción ejecentral

La Cuarta Sala Penal y Constitucional del Tribunal Superior de Justicia de Oaxaca confirmó que la Fiscalía estatal fue omisa en dar cumplimiento a los puntos recomendatorios de la Defensoría, donde se solicitaba la realización inmediata de una investigación, seria, profesional y científica, para localizar con vida a Jesús Israel Moreno Pérez, estudiante de la UNAM, desaparecido el día 8 de julio de 2011 en el poblado de Chacahua.

Además, se ordenó el cumplimiento de la recomendación y se declaró la obligación de la Fiscalía de rendir información al Tribunal de manera bimestral para asegurar los avances en el cumplimiento del fallo.

En caso de que la Fiscalía incumpla el fallo, la Sala podrá seguir de manera oficiosa el trámite de inejecución y tendrá las más amplias facultades para lograr el cumplimiento de la sentencia, incluyendo la separación del puesto y consignación de la autoridad responsable

En un comunicado, la organización IDHEAS Litigio Estratégico en Derechos Humanos expresó: “Como representantes de la familia exhortamos a la Fiscalía General del Estado de Oaxaca a dar cumplimiento a la sentencia emitida por el Poder Judicial del Estado de Oaxaca. Desde IDHEAS, observamos que mediante la decisión emitida por la Sala Constitucional, el Fiscal de Oaxaca está obligado a cumplir con la ley, con las recomendaciones de Derechos Humanos y deberá dejar la simulación sobre la investigación de casos de personas desaparecidas y especialmente realizar las acciones que la fiscalía viene negando desde hace 8 años, tiempo desde el cual el joven Jesús Israel fue desaparecido, afirmó el abogado de IDHEAS Guillermo Naranjo.”

Jesús Israel Moreno Pérez, estudiante de la facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional Autónoma de México, desapareció el 8 de julio de 2011 durante sus vacaciones en Chacahua, Oaxaca. La Procuraduría del Estado de Oaxaca (hoy Fiscalía) determinó el delito como robo y homicidio, en el marco de una serie de irregularidades de la actuación de los funcionarios públicos. El caso de Jesús Israel se encuentra pendiente de resolución ante el Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas. En caso de reconocerse, implicaría la responsabilidad internacional para el Estado mexicano.

Compartir