Compartir

Juan Carlos Rodríguez

Al PRD le tomó 15 años pintar de amarillo 99.7% del territorio de la Ciudad de México. Y bastaron tres para que el voto se pulverizara, para que la capital del país fuera el actual mosaico multicolor.

grafs-mapa electoral-web-3Este semanario compiló los resultados electorales de las más de 5 mil 300 secciones en las que se divide la Ciudad de México y armó, colonia por colonia, los mapas de las últimas dos elecciones para jefe de Gobierno (2006 y 2012) y los más recientes comicios para elegir diputados locales (2015).

En el año 2000, cuando Andrés Manuel López Obrador ganó la jefatura de Gobierno por un punto porcentual (34.5% de los votos, contra 33.4 del panista Santiago Creel), la Ciudad de México era mitad amarilla y mitad azul.
El perredista triunfó en 19 de los 40 distritos, mientras que el panista se llevó  21. El norte era de Acción Nacional con algunas zonas de influencia perredista en GAM y Miguel Hidalgo; y el sur era del sol azteca.

Seis años después, la ola amarilla fue creciendo. De los 1.5 millones que obtuvo AMLO, la cuota subió a 2.2 millones con Marcelo Ebrard, quien ganó los comicios de 2006 con 46.3% de los votos. De las 5 mil 535 secciones que en ese momento conformaban la ciudad, 4 mil 620 fueron para el PRD y sus aliados, lo que equivale a un predominio de 83.4% del territorio.

Los escasos manchones azules se percibían ese año en algunas zonas de las delegaciones Miguel Hidalgo, Benito Juárez y Cuauhtémoc.

El 2012  fue el año dorado del perredismo. Con Miguel Ángel Mancera como candidato, la alianza PRD-PT-Movimiento Ciudadano ganó en 5 mil 516 de las 5 mil 532 secciones que había en ese entonces. Es decir, se llevaron el 99.71% del territorio.

Las cifras son abrumadoras: en 35 distritos se llevaron el 100% de las secciones, mientras que en los restantes cinco ganaron en más del 90% de las demarcaciones. Una aplanadora.

Adicionalmente, el PRD y sus coaligados se agenciaron 14 de las 16 delegaciones políticas y 38 de los 66 diputados locales, su máximo récord en los 21 años de historia electoral de la Ciudad de México.

2015 cambió el paisaje

Pero tres años después vino la debacle. Apareció Morena, que fraccionó al PRD, y la hegemonía terminó. Para los comicios de este año en la Ciudad de México, el partido de Andrés Manuel López Obrador llega como primera fuerza política, pues domina 2 mil 207 de las secciones que componen la geografía electoral, lo que equivale a 39.8% de un total de 5 mil 536.

En segundo lugar aparece el PRD, con mil 862 secciones ganadas en los comicios de 2015 para diputado local, lo que representa 33.6% de las demarcaciones de la entidad. Sin embargo, si se le suman las 987 secciones que ganó Acción Nacional, la alianza PRD-PAN acumula dos mil 849 secciones, lo que arroja un dominio de 51.4 por ciento.

Morena llega a la cita de 2018 con claro predominio en 13 de los 40 distritos de la ciudad, pues ahí ganó en más del 60% de las secciones.

El distrito donde la fuerza de Morena es más arrolladora es el XXXV, que abarca toda la delegación Tláhuac, donde ganó 90 de las 98 secciones en disputa. Actualmente la demarcación es gobernada por el partido marrón.

Otro bastión del partido de López Obrador es el distrito XXXVI de Xochimilco, correspondiente a la zona oriente de la demarcación, la menos urbanizada y la cual tiene frontera con Milpa Alta y Tláhuac. La comunidad más poblada en dicho perímetro es San Gregorio Atlapulco. Allí Morena ganó 64 de 77 secciones distritales, equivalente a 83.1 por ciento. Xochimilco también es gobernada hoy por Morena.

grafs-mapa electoral-web-5

En Gustavo A. Madero hay una guerra encarnizada entre Morena y PRD. En las elecciones de hace tres años, el perredista Víctor Hugo Lobo ganó por menos de mil votos frente al candidato de Morena, es decir, por escasas 24 décimas de punto.

Con todo, la GAM es otra de las plazas donde la cosecha de votos para Morena fue abundante en 2015. En el distrito VI, correspondiente a la zona del Bosque de Aragón y del Deportivo Los Galeana, el partido ganó 132 de las 170 secciones, es decir, 77.6 por ciento.

Cuauhtémoc, que también está en manos morenas, le dio al partido de AMLO uno de sus triunfos más holgados. En el distrito IX, que comprende Tlatelolco, Santa María Insurgentes, Peralvillo, Santa María la Rivera, Buenavista, Tepito y la colonia Guerrero, entre otras, Morena ganó en 111 de 151 secciones, es decir, en el 73.5% del territorio.

Los otros distritos donde Morena se llevó más del 60% de las secciones son el IV de Gustavo A. Madero (136 de 182 secciones), el XIV de Iztacalco (90 de 151), el XVII de Tlalpan (72 de 110) y el XXXIX de Xochimilco (73 de 95).grafs-mapa electoral-web-2

Del lado perredista, la mayor fuente de votos está en el distrito XI de Venustiano Carranza, donde hace tres años ganaron 157 de 169 secciones, lo que significa 92.8% del botín. Dicho distrito comprende la zona del Aeropuerto, Peñón de los Baños, Moctezuma, Oceanía, Gómez Farías, Pensador Mexicano y Alameda Oriente.

Otra buena carretada de votos la obtuvo el PRD en el distrito XXIX de Iztapalapa, donde se llevaron 81 de las 97 secciones, es decir, 83.5% del pastel. Las colonias Consejo Agrarista Mexicano, La Polvorilla, Desarrollo Urbano Quetzalcóatl, Reforma Política, Buenavista y Lomas de Santa Cruz, entre otras, forman parte de dicha demarcación.

grafs-mapa electoral-web-4

La delegación Miguel Hidalgo, territorio que ha mostrado una mayor pluralidad política en diferentes comicios, resguarda una buena reserva de votos para el PRD. Se trata del distrito VIII, que comprende colonias como Lomas de Sotelo, San Joaquín, Pensil, Tacuba, Anáhuac y Reforma Social, en el cual los perredistas obtuvieron 111de las 148 secciones electorales (75 por ciento).<

El PRD es primera fuerza arrolladora en 11 distritos; en tanto que su aliado, el PAN, luce inamovible en tres demarcaciones, lo que arroja un equilibrio de fuerzas con Morena rumbo a la cita del 1 de julio. El resto de los distritos donde el partido del sol azteca ejerce hegemonía son el X de Venustiano Carranza (128 de 167 secciones); el XVIII de Álvaro Obregón (81 de 140), así como el XIX (79 de 107), XXVII (84 de 110) y XXXI (82 de 121) de Iztapalapa.

Lucha cerrada

Las colonias donde Morena y PRD luchan palmo a palmo por los votos son el I de GAM (extremo norte de la ciudad), el XV de Iztacalco (colonias Agrícola Oriental, Pantitlán, Granjas México, Viaducto Piedad, Asturias y Juventino Rosas), el XXVIII de Iztapalapa (colonias Culhuacán, San Andrés Tomatlán, Lomas Estrella, Campestre Estrella, Granjas Estrella y San Juan Xalpa), así como el distrito XXX de Coyoacán (Unidad CTM Culhuacán, Espartaco, Avante, Presidentes Ejidales, así como los fraccionamientos Campestre Coyoacán, Los Girasoles, Los Olivos, Los Ciruelos y Jardines de Coyoacán).

grafs-mapa electoral-web-1

Acción Nacional, partido que para este año compite en alianza con el PRD y Movimiento Ciudadano para la elección de jefe de Gobierno y alcaldías, es la primera fuerza política en tres distritos, de acuerdo con las votaciones de 2015.

grafs-mapa electoral-web-6

Su reino lo tiene instalado en el distrito XVII de Benito Juárez, donde hace tres años ganaron 126 de las 128 secciones. Tal demarcación incluye colonias como la Del Valle, la Nápoles, San Pedro de los Pinos, Nonoalco, Nochebuena, Narvarte, San José Insurgentes y Santa Cruz Atoyac.
El segundo feudo panista se localiza en el XIII de Miguel Hidalgo, en cuyo perímetro se localizan colonias como Bosques de las Lomas, Lomas de Chapultepec, Bosques de Chapultepec, Tacubaya, Polanco, Hipódromo y parte de la Roma Sur, donde se llevaron 128 de las 178 secciones en disputa.

 

 

Compartir