Compartir

Oscar Santillán

osantillan@ejecentral.com.mx

21ProcuradorEmilio Zacarías Gálvez es uno de los cientos de funcionarios que llegaron al gobierno federal como parte de la Cuarta Transformación. Se incorporó en la Secretaría del Trabajo, una de las dependencias estratégicas para los planes del presidente Andrés Manuel López Obrador, como procurador Federal de la Defensa del Trabajo (Profedet), pero tiene dos problemas. Uno ético, que ha sido uno de los ejes sobre los que López Obrador quiere hacer la transformación, y otro legal: lo persiguen cuatro denuncias penales por presuntos ilícitos cometidos durante la última década.

Zacarías Gálvez fue buscado para conocer su versión, pero no quiso hablar. La Secretaría del Trabajo, también se abstuvo de emitir comentarios.  Sin embargo, documentos judiciales y entrevistas realizadas por ejecentral muestran la historia de demandas por violencia intrafamiliar.

El último caso fue el 28 de diciembre de 2018. La Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJCDMX) emitió una Alerta Amber por la desaparición de Luis Elías, un niño mexico-cubano de ocho años de edad. La denuncia que se inició señala directamente a su padre como el responsable, Emilio Zacarías Gálvez, quien desde el 5 de diciembre del 2018 es el titular de la Profedet.

De acuerdo con la carpeta de investigación CI-FIZC/IZC-2/UI-2S/D/06411/12-2018, el pasado 27 de diciembre, Mirtha Purificación García Rodríguez, expareja de Gálvez y quien es cubana nacionalizada mexicana, lo denunció por sustracción de menores, al sacar ilegalmente del país a su hijo, pese a contar con una prohibición judicial.

“Manifiesto que el día de ayer, 26 de diciembre de 2018, siendo aproximadamente las 14:00 horas, le hice entrega al señor Emilio Zacarías Gálvez de mi menor hijo Luis Elías, en el exterior de la Plaza Comercial Parque Tezontle, por la zona de la tienda Liverpool, en la colonia Doctor Alfonso Ortiz Tirado, alcaldía Iztapalapa. Esto debido a que lo he denunciado en varias ocasiones por agresiones físicas”, se lee en la denuncia.

›Esta no es ni la primera ni la única denuncia contra el actual procurador federal del trabajo. Existen otros tres registros de averiguaciones previas por lesiones que datan de 2007, 2012 y 2013. En todos los casos existe la certificación del médico legista sobre los golpes que García Rodríguez recibió por parte, según ella asentó en los documentos oficiales, de su entonces esposo Zacarías Gálvez.

ejecentral buscó a Emilio Zacarías Gálvez, a través de la oficina de Comunicación Social de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), ya que la Profedet es un órgano desconcentrado de la STPS; pero uno de sus voceros, Miguel Ángel Romero, respondió de manera oficial que ni el funcionario ni la dependencia darían una postura sobre el tema. “Lo que estamos haciendo es que no vamos a hacer un comentario ni tampoco lo va a hacer el titular de la Profedet. Simplemente no vamos a opinar sobre el tema”, respondió.

Este periódico revisó los documentos oficiales que confirman que contra Zacarías Gálvez existen cuatro denuncias, y que la Alerta Amber sigue vigente por la sustracción del menor. Además se documentó, con el acta de nacimiento de Luis Elías, dos convenios firmados entre los padres del menor, videos y testimonios, la relación entre el procurador y Mirtha Purificación García Rodríguez, y la situación legal del menor.

No regresa

AMber3

Dos actas. La madre del menor posee dos actas de nacimiento; en la primera no hubo juicio de nulidad, refirió.

Desde 2017 el régimen de visitas quincenales se cumplía con normalidad. El 26 de diciembre de 2018, narró Mirtha Purificación García Rodríguez ante el Ministerio Público en la Fiscalía Desconcentrada en Investigación de Iztacalco, acordaron que el menor se iría con Zacarías Gálvez y lo devolvería a su madre el 1 de enero de 2019, alrededor de las 12:00 horas.

Sin embargo, el jueves 27 de diciembre la madre del niño se enteró que su hijo había sido trasladado a Estados Unidos sin su autorización, a pesar de que las autoridades judiciales mexicanas estipularon restricciones para ello y que notificaron a varias autoridades.

Y es que un convenio suscrito en mayo de 2013 por los padres del menor determinó que en caso de que el niño Luis Elías viajara fuera del país, se requería contar con el consentimiento por escrito de ambos padres. Incluso la titular del juzgado 27 de lo familiar en la Ciudad de México, María Luisa Vázquez Cerón, giró oficios a las secretarías de Gobernación y Relaciones Exteriores, y al Instituto Nacional de Migración, para no permitir la salida de México de Luis Elías, esto como consecuencia de un incidente que interpuso la madre hace cuatro meses, el 4 de septiembre de 2018, para modificar el convenio que data de 2017, y que aún está en trámite.

“Me comuniqué con Pablo Zacarías Gálvez, tío de mi hijo, quien me informa que Emilio Zacarías Gálvez se había llevado a mi menor hijo fuera del país, a Estados Unidos, y que de ahí se irían a otro lugar, sin indicarme de manera específica a dónde”, detalló García Rodríguez en su declaración incluida en la carpeta de investigación.

Desde el 26 de diciembre del año pasado, aseguró García Rodríguez en entrevista con ejecentral, no se ha podido comunicar con su hijo ni con Emilio Zacarías Gálvez, a pesar de ser el actual titular de la Profedet y a quien conoce desde 2006, cuando inició una relación amorosa con el funcionario.

“Tengo denuncias desde que empecé en 2006 con él. Yo creo que desde los tres primeros meses, al principio yo le tenía miedo, pero después no se me hacía justo que me golpeara”, aseguró a ejecentral.

Un certificado de lesiones emitido por el Centro de Atención a la Violencia Intrafamiliar (C.A.V.I) de la Procuraduría capitalina corrobora que el 6 de diciembre de 2007 Mirtha Purificación presentó lesiones como escoriaciones en el puente de la nariz y en el pómulo derecho, moretones en cuello, antebrazo y en rodilla izquierda. “Refiere dolor importante en región cervical que se incrementa a la flexo-extensión, por lo cual se sugiere atención especializada”.

Tras una ruptura con Zacarías Gálvez, Mirtha Purificación García sostuvo en 2009 una relación con otra pareja, con quien concibió a Luis Elías. Ella registró al menor como madre soltera, el 6 de agosto de 2010.

Para el 16 de marzo de 2011, Emilio Zacarías Gálvez registró al niño como su hijo. “Yo dejé que él registrara al niño, ocho meses después de que el niño nació. Mi hijo es fruto de una relación que yo tuve durante el 2009, cuando yo me separé de él (Emilio Zacarías Gálvez). Después él insistió, el papá de mi hijo se aleja porque Emilio le mandó un mensaje donde le decía que él era el padre biológico y que se hiciera a un lado. No es su hijo biológico y él lo sabe. En lo penal pedí una prueba de ADN, pero se negó a hacer la prueba”, narró en la entrevista García Rodríguez.

Un testigo

Graf-WEBDel maltrato físico aseguró ser testigo la señora Yesenia Rendón, quien desde 2010 trabajó en el cuidado del niño Luis Elías y en labores domésticas. ”Había fines de semanas donde yo no podía salir porque la señora (Mirtha Purificación) estaba golpeada y yo me tenía que quedar a cuidar al niño”, aseguró a este periódico.

“La amenazaba de muerte. La maltrataba. Primero la apoyaba, luego le quitaba el apoyo económico. Él andaba con otras mujeres y pues eran muchas cosas”, detalló Rendón.

Una de esas infidelidades, refirió la nana, ocurrió durante el bautizo del menor en 2011, cuando Rendón lo encontró sosteniendo relaciones sexuales con otra mujer. “Yo se lo comenté a la señora y ella misma lo vio”.

Como Yesenia Rendón apoyó a García Rodríguez, el ahora funcionario federal dejó de pagar su sueldo. “Él tiene dinero y con su dinero, la verdad, movía todo. Inclusive, le decía que jamás le iba a poder hacer algo, porque él podía comprar a cualquier persona. Yo no entiendo por qué las autoridades no hacen nada, porque el niño ha dicho lo que pasa, que él pide ya no estar con su papá”, explicó Rendón.

La violencia intrafamiliar que cometía Zacarías Gálvez sobre Mirtha Purificación García, acusó, le ocasionó que perdiera un embarazo de cuatro meses. Para el 17 de octubre de 2012, García Rodríguez interpuso la segunda denuncia en contra de su pareja, ante la delegación de Álvaro Obregón de la PGJCDMX. En el documento se asegura que el 2 de junio de ese año sufrió una lesión en la cuarta vértebra de la columna por parte de Emilio Zacarías Gálvez, pero acudió tres meses después por la gravedad de las lesiones.

“Temo por mí y que se lleve a mi menor hijo por influencias…”, se lee en la denuncia escrita a mano y que fue registrada con el número 819/12-10.

En entrevista, Purificación García relató que en esa ocasión el hoy funcionario pagó su atención médica en el Hospital Ángeles Mocel, en donde la atendió el doctor Nagib Chamlati Salem, especialista en ortopedia y traumatología, quien le dijo a Zacarías Gálvez: “‘le sacaste la cuarta vértebra, si la opero va a quedar inválida’”, cuenta a ejecentral.

Tres meses después, el 28 de enero de 2013, la mujer presentó otra denuncia ante la Procuraduría capitalina en la que asegura haber sido agredida nuevamente por Zacarías Gálvez:

“En día 27 de enero de 2013, a las 20:30 horas el padre de mi menor hijo (…) al momento de entregármelo de manera violenta comenzó a pegarme, me tiró contra su coche (…) y comenzó a patearme dejando golpes y moretones, y ocasionando dolores de abdomen y cuello. Me quitó al bebé dándose a la fuga”, se reporta en la denuncia con número T3/70/13-01.

La valoración médica practicada por el doctor Edgar Manuel Martínez Martínez concluyó que Mirtha Purificación tenía esguince cervical, contusión simple de tórax y trauma abdominal.

5 de diciembre de 2018. Como titular de Profedet, Zacarías Gálvez aseguró que la dependencia defenderá a los trabajadores, “sobre todo a los grupos y personas más vulnerables; ahí estaremos para protegerlos y para defenderlos”, dijo ante la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde

5 de diciembre de 2018. Como titular de Profedet, Zacarías Gálvez aseguró que la dependencia defenderá a los trabajadores, “sobre todo a los grupos y personas más vulnerables; ahí estaremos para protegerlos y para defenderlos”, dijo ante la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde.

Huir y ser encarcelada

En 2015, Mirtha Purificación García Rodríguez se fue de México y regresó a su natal Cuba, país hasta donde fue a verla con regularidad Emilio Zacarías Gálvez. “Él iba siempre con la intención de que regresara, de que volviera. Gracias a Dios yo tenía casa y no tenía dependencia (de él)”.

Durante dos años permaneció en su país de origen, en ese tiempo Emilio Zacarías se hizo cargo de la colegiatura de su hijo Luis Elías, en la Escuela Francesa de La Habana. Sin embargo, García Rodríguez no sabía que en México, el ahora funcionario federal la había denunciado por sustracción del menor.

En 2017 decidió volver a México y entonces al pisar el territorio mexicano fue detenida. “Me mandaron a Santa Martha (Acatitla) y Emilio Zacarías me pone en una habitación sola, con seguridad, con agua caliente, con seguridad. Él paga los abogados penalistas, él paga la fianza, él me saca de la prisión porque me empiezan a bajar todos los lípidos, todo el potasio, la presión. Y él me dice: ‘firma aquí para sacarte, porque ya estás muy mal’”, relató.

De acuerdo con Mirtha Purificación, lo que le obligó a firmar fue la custodia del niño a favor de Emilio Zacarías. En septiembre de 2018 ella interpuso un incidente ante el juzgado para recuperar la plena custodia y que el niño viva con ella, no sólo pueda verlo los fines de semana. En el documento, el menor asegura querer estar con su madre, porque su padre no le presta atención.

Incluso el Ministerio Público expone al juez que considere lo dicho por Luis Elías, “esta representación social es de la opinión, si su señoría lo considera procedente, se decrete la guarda y custodia provisional a favor de la progenitora y se establezca un régimen de visitas y convivencias a favor del progenitor”.

Este trámite aún no concluye y como parte del procedimiento, la juez María Luis Vázquez Cerón ordenó “que no se permita la salida del país del menor sin autorización judicial y sin el consentimiento de sus padres”.

Es así que en los últimos dos años, explicó la madre, ha debido pelear la custodia y que el padre respete los convenios firmados en el juzgado, para que ella pueda ver a su hijo de ocho años los fines de semana, y no se lo lleve sin autorización.

A pesar de que ha contratado los servicios de cuatro abogados, comentó, éstos por alguna razón renuncian a su defensa. “A todos los compra o los amenaza. Me ha dicho: si tú no le bajas, te desaparezco. Ha corrompido a mis abogados”, acusó.

García Rodríguez sostuvo que ella no exige ni pensión ni ninguna ayuda. “Al final me he quedado sin abogados. El niño sigue con él. Yo le dije al juez que yo no quiero pensión, ni un peso, yo sólo quiero a mi hijo”, aseveró en entrevista.

Otra de las preocupaciones que relató la madre de Luis Elías es que el niño no ha recibido terapia neurológico, lo cual es urgente debido a que el menor tiene un pequeño quiste en el lóbulo izquierdo.

Hasta el cierre de esta edición, Mirtha Purificación García Rodríguez explicó que no ha sido notificada por la PGJCDMX por la Alerta Amber emitida desde el 28 de diciembre de 2018 para dar con el paradero de su hijo Luis Elías. Por el momento, dijo, está buscando la ayuda de la embajada cubana en México.

El nuevo procurador

Emilio Zacarías Gálvez ha ejercido la abogacía en el ámbito privado y, desde poco más de cinco años incursionó en el servicio público, primero en el Poder Judicial, luego en la PGR, la Función Pública y ahora en materia laboral.

La experiencia en el sector público de Emilio Zacarías Gálvez se remonta al 2013. En ese año inició como secretario de Estudio y Cuenta del magistrado José Alejandro Luna Ramos, entonces presidente del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación y a quien en trabajos periodísticos se le señaló por nepotismo, al integrar una red familiar dentro del Poder Judicial de la Federación.

De abril de 2014 a marzo de 2015 se convirtió en secretario técnico de la Comisión de Administración del Tribunal. En abril de 2015 se reincorporó a la oficina del magistrado Luna Ramos, hasta octubre de ese año.

En noviembre de 2015 asumió como director general de Formación Profesional en la Coordinación de Planeación, Desarrollo e Innovación Institucional en la Procuraduría General de la República, encargo en el que duró hasta noviembre de 2016.

Ya en enero de 2017 fue nombrado director general de Desarrollo Humano y Servicio Profesional de Carrera de la subsecretaría de la Función Pública (SFP), hasta julio de ese año. Para luego desempeñarse como director general de la Unidad de Vinculación con el Sistema Nacional Anticorrupción de la misma dependencia, hasta el 15 de junio de 2018.

Zacarías Gálvez ha sido también uno de los vocales de la Asociación Jurídica Mexicano Libanesa, Al Muhami A.C., en la que su padre, Elías Zacarías Fadel, fungió como presidente.

El 5 de diciembre de 2018 tomó protesta como procurador Federal de la Defensa del Trabajo.

Compartir