Las tres empresas fueron sancionadas por no establecer de manera clara algunas reglas. Foto: Cuartoscuro

Compartir

Redacción ejecentral

En cumplimiento a la resolución de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Uber aseguró que ha realizado los ajustes en su comunicación publicitaria en el plazo ordenado.

Sin embargo, Uber señaló que “tal y como lo menciona Profeco, dicha resolución no ha quedado firme, por lo que Uber evaluará las acciones correspondientes”.

A través de un comunicado, la empresa advirtió que la procuraduría estimó procedente imponerle multas “por supuestas violaciones a la Ley Federal de Protección al Consumidor, con base en argumentos que no consideran el modelo de negocio de Uber”.

“Desde el mes de abril del presente año estamos en comunicación con la Profeco en relación a nuestra publicidad y sistema de soporte, convencidos de hacer lo correcto en favor de nuestros consumidores”, señaló.

Cabify entablará diálogo con autoridades

Luego de que la Profeco multara a las plataformas de transporte, Cabify informó que seguirá en contacto con las autoridades correspondientes para entablar un diálogo abierto y plural.

De acuerdo con información de la empresa, “en los próximos días, Cabify seguirá en contacto con las autoridades correspondientes para entablar un diálogo abierto y plural que facilite el acceso al transporte a través del uso de la tecnología”.

Este miércoles, la Profeco impuso sanciones a las empresas de transporte privado Uber, Cabify y Easy Taxi, debido al posible uso de publicidad engañosa y cláusulas abusivas en contra de los usuarios.

Mediante un comunicado, la Profeco señaló que, como resultado de los Procedimientos por Infracciones a la Ley, Uber deberá pagar 3 millones 974 mil pesos; Easy Taxi 1 millón 810 pesos y Cabify 700 mil pesos. El organismo mencionó que las tres empresas fueron notificadas y que las sanciones se pueden impugnar.

La Profeco destacó que aunque las tres empresas ofrecen un servicio seguro de transporte, sus términos y condiciones no, ya que en ellas establecen que se despidan de cualquier responsabilidad legal.

Por ejemplo, en el caso de Uber, la sanción es debido a que no se señala un domicilio, teléfono y demás medios de contacto en el país para realizar alguna aclaración o reclamación por cobros de servicios adicionales sin autorización expresa del consumidor.

En el caso de Easy Taxi, la multa es porque la aplicación no se hace responsable de daños o perjuicios que pudieran ser ocasionados por el mal uso de la información de los equipos de Easy y del usuario en caso de que un tercero vulnera la seguridad y use de manera ilícita esta información. Asimismo, destacó el uso de publicidad engañosa, en el slogan “Pedir un taxi nunca fue tan sencillo”.

Finalmente, Cabify se hizo acreedor a una sanción por que el proveedor establece que las tarifas cobradas no serán reembolsables y además, porque no establece cómo será el cobro cuando existan períodos de mayor demanda. SC

Compartir