Compartir

Redacción ejecentral

La noche del jueves fue asesinado a balazos el activista indígena Kumiai, Óscar Eyraud Adams, defensor del agua y la autodeterminación de los pueblos originarios en el municipio de Tecate, en Baja California.

Recientemente, el hombre había denunciado la falta de agua en su comunidad y cómo podría impactar a la etnia Kumiai, tanto que podría desaparecer.

“Todo esto (sembradíos de árboles frutales) desapareció por falta de agua, porque no tenemos suficiente agua, no tenemos un permiso para la extracción, quisiéramos que se nos considera antes que a las grandes empresas consumidoras de agua”, denunció el activista en vida.

Además, la víctima era familiar de la alcaldesa Zulema Adams, quien no ha tenido una buena relación con el gobernador de la entidad, Jaime Bonilla.

Compartir