Compartir

ejecentral

Léase como se quiera, que la Comisión de Gobernación pidiera posponer para el 4 de noviembre la votación sobre la desaparición de los poderes en Guerrero, no son buenas noticias para el gobernador Ángel Heladio Aguirre. Dicen los que saben que la maniobra parlamentaria le salva al PAN la inevitable derrota a su propuesta, ante la afirmación de los poderes judicial y legislativo que ellos trabajan sin problema, y le permite que el PRI, al aceptar formar parte de una comisión especial que viaje a esa entidad para ver el estado de cosas, le mande un ultimátum a Aguirre de que el tema de fondo es la ingobernabilidad. Don Heladio, mientras tanto, sigue gastando en páginas de publicidad en los periódicos de la ciudad de México para demostrar que sí gobierna, cuando en lo único que casi todos los diarios capitalinos coinciden, es que se tiene que marchar. Dos semanas más de gasto propagandístico tirado a la basura, y además de todos los agravios, habrá que preguntarle cuánto gastó en promoción de imagen.

Compartir