Rogelio Hernández López

Para muchos periodistas y otros interesados en su medio ambiente resultará sorpresivo y grato saber que ya suman al menos 25 millones los mexicanos que diariamente buscan, principalmente en diez plataformas digitales, la información producida con seriedad y profesionalismo por periodistas, periódicos y en otros medios llamados convencionales.

Es de asombrar porque hasta hace dos décadas toda la prensa impresa del país (más de 600 diarios y revistas) ni siquiera se acercaba al millón de ejemplares en circulación para unos cien millones de habitantes. Hoy, para contraste, al mes de junio de 2020 las plataformas digitales de tan sólo ocho diarios y dos canales de televisión tienen 23 y medio millones de seguidores que buscan información.

Pero, este registro de la empresa iLefebelt es incompleto y le falta verificación. Le faltan otras plataformas digitales de información general producidas por periodistas profesionales que diariamente atraen más públicos según sus registros propios, como Julio Astillero, que solamente en julio acumuló 4 millones de vistas en YouTube o como ejecentral cuyo sitio web llegó a rebasar el millón de vistas en 30 días.

En otros países, sobre todo de Europa, en el contexto de la pandemia, se registra esa tendencia de los públicos a confiar más en los medios serios. Y en México, el contexto general se configura con la epidemia, la polarización política y el crecimiento de usuarios de internet.

En Twitter y Facebook

La empresa iLefebelt tiene en su sitio web su Informe mexicano 4.0 sobre las plataformas de noticias con mayor peso en Twitter y Facebook, con datos actualizados al mes de julio.

Los autores del reporte ponderan que: “En medio de la pandemia, con grandes movimientos mundiales de protestas y crisis económicas, las redes sociales (especialmente Twitter y Facebook) son el lugar al que las personas están recurriendo para mantenerse informadas.”

Ubican que en México hay 88 millones de usuarios de internet, lo que representa el 67% de la población y agrega también en “enero de 2020 había 114.3 millones de conexiones móviles en el país, esto equivale al 89% de la población total y representa un incremento de 2.2 millones desde enero de 2019.”

En su reporte muestra tres indicadores de las plataformas de diez medios de noticias generales entre el 30 de mayo y el 30 de junio. 

De seguidores en Facebook, las cantidades con mayor compromiso (a partir de su frecuencia de búsqueda e interacciones) destacan en los primeros lugares El Universal, Milenio, La Jornada, Excélsior, El Financiero los que suman más de 22 millones (ver cuadro estadístico).

El índice de Rendimiento y Atracción en Twitter señala que cinco diarios registran los porcentajes más altos: El Financiero, El Economista, El Universal, La Jornada y La Crónica.

Y ese mismo indicador en Facebook, que denota interés y crecimiento, ubica en los primeros sitios a Milenio, El Universal, Excélsior, el Financiero y El Sol de México.

Subregistro. Otros vienen con igual o más fuerza:

El informe de iLefebelt, por su metodología de inspección con ayuda de programas y empresas especializadas resulta incompleto. Lo que no hizo fue ir directamente a los registros propios que hacen esas y otras plataformas de noticias con información general elaboradas por periodistas profesionales, sobre todo los que se originaron en internet.

Por ejemplo, ejecentral, un sitio que se inició digitalmente con un semanario con periodismo de investigación, registró un promedio mensual de 805 mil 240 vistas de su página desde el 15 de enero al 15 de julio. Este promedio por mes es casi igual a la suma de seguidores promedio de Canal 22, el Economista, La Crónica y Canal 11, todos juntos durante mayo.

Este portal que dirige Raymundo Riva Palacio fue el único medio que comenzó, el 31 de marzo a realizar un Reporte Especial Covid 19 diariamente y que, 15 días después, las vistas de la página subieron a 1 millón 094 según su registro de la primera quincena de Abril. 

Una modalidad de “circulación” que ejecentral ha encontrado es enviar cada noche, en formato digital (PDF), el Reporte Especial Covid 19 a una lista de contactos en WhastApp (los miércoles agregan el semanario de investigación con temas generales). Sus cálculos indican un promedio de 70 mil receptores al día, 2 millones 100 mil vistas y descargas en promedio mensual. El número consolidado de seguidores que registra ejecentral en Twitter hasta el 30 de julio es de 95 mil.

Otro caso, como ejemplo del peso creciente de plataformas de noticias que no registró iLefebelt, es del periodista Julio Hernández López (conocido como Julio Astillero) que él solo alcanzó los primeros lugares de presencia en Twitter con un comentario nocturno, su columna Astillero y algunas notas. Pero después, desde el 20 de Marzo del 2020 inició su canal “Astillero Informa” con resultados espectaculares.

Del 20 de marzo a 3 de agosto sus registros indican que en YouTube alcanzó 17.7 millones de vistas y en Facebook 3.6 millones de vistas a los cuatro programas que realizan durante el día el periodista y un equipo muy pequeño (que incluye a su esposa y sus dos hijos). Y según sus tendencias sigue creciendo. Solamente en julio acumuló 4 millones de vistas en Youtube. Tiene cuentas en Twitter, Facebook y otras plataformas. Un 12.5% de su audiencia (“vistas”) radica en Estados Unidos.

Existe también un sinnúmero de sitios web de noticias generales con equipos pequeños de periodistas profesionales, sin carácter lucrativo y que producen contenidos propios con alcance local o regional. Ese fenómeno también requiere estudiarse.

Por ejemplo, en el estado de Hidalgo se desarrolló la marca Vía Libre con noticias hiperlocales, inicialmente con los impresos de una manteleta para leer noticias en la mesa de comida, luego un semanario político, después un diario tamaño carta de aparición vespertina. Se abrieron dos sitios Web y por la emergencia sanitaria sus contenidos se difunden por esas vías y conjuntamente alcanzan 10 mil impactos informativos diarios, 300 mil al mes.

En Querétaro, a mediados de 2019 otro periodista profesional inició el sitio de información general con noticias locales y regionales. Se llama En la lupa y el registro propio indica que hasta el sábado 8 de agosto tenía, tan sólo en Facebook, 17 mil 683 seguidores consolidados.

Un giro al periodismo de calidad

Pese al ruido, el coronavirus nos ha hecho leer más periodismo (y menos noticias falsas) que nunca asegura el director del sitio Magnet Xataca en una columna especial del 30 de julio.

Según este sitio, en un estudio elaborado por un grupo de especialistas en las ciencias de la información de la Universidad de Michigan en el pico de la crisis los lectores se volcaron en los medios de calidad y se alejaron de las plataformas y redes sociales donde proliferan los bulos 

“En cifras. ¿Qué significa esto? Lo sintetiza el índice Iffy Quotient, o qué porcentaje de los enlaces compartidos en redes sociales (Twitter y Facebook, fundamentalmente) proviene de medios dudosos, prestos a los bulos o muy sesgados.  En enero de 2020 se ubicaba en 8.9% para Facebook y en torno al 11% para Twitter.”

Pero “Cuando el coronavirus estalla, en marzo, se desploma: cae al 5.9% a mediados de marzo en Facebook y al 9% en Twitter. La gente deja de compartir historias falsas o tendenciosas.

En contraste, los medios generalistas, de mayor rigor periodístico, como el New York Times, el Wall Street Journal, Bloomberg, Fox News o NPR, crecieron en seguidores que consideraron que son más “fiables y serios al margen de su línea ideológica. En febrero sus enlaces tan sólo representaban el 9% en Facebook y el 13% en Twitter; y para principios de abril ya habían llegado al 12.5% y al 15% respectivamente.”

“Hubo un giro. Hacia el periodismo de calidad” según este portal especializado. Eso mismo podría estar ocurriendo en México.

Mientras aparecen otros estudios serios con más indicadores, los datos recientes indican que, sí hay motivos para sorprenderse gratamente porque crece el interés de los mexicanos en informarse y se inclinan hacia los medios de prensa serios, tanto a los convencionales como a los que han desarrollado en internet los periodistas profesionales. Colegas, sigamos atentos.

Compartir