Foto: Especial

Compartir

Redacción ejecentral

“Murió por hacer su trabajo. Estaba haciendo su trabajo y lo estaba haciendo muy bien”, dijo la titular de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, por el asesinato del juez federal Uriel Villegas Ortiz.

La también exministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) dijo que conoció al juez y expresó sus condolencias por su homicidio.

Sánchez Cordero enfatizó que el juez murió en cumplimiento de su deber y lamentó igualmente el asesinato de su esposa y señaló que el matrimonio dejó a dos pequeñas de siete y tres años de edad.

“Confiamos en las investigaciones de la Fiscalía General de la República para resolver este hecho que causó también la muerte de la esposa del juez. La solidaridad del Ejecutivo, que hará lo que le corresponde, está con el Judicial”, indicó la secretaria en un posterior mensaje en Twitter.

El día de ayer fue asesinado de una veintena de disparos de arma de fuego el juez federal Uriel Villegas Ortiz y su esposa en su domicilio de Colima.

Villegas Ortiz era el encargado del caso Rubén Oseguera “El Menchito”, hijo de Nemesio Oseguera Cervantes “El Mencho”, presunto líder del cártel Jalisco Nueva Generación.

Con sus resoluciones, el juez Villegas mandó a una cárcel de Oaxaca al “Menchito” y luego ordenó su traslado a otra de máxima seguridad en el Salto, Jalisco, de donde salió para ser extraditado a Estados Unidos. NR

ES DE INTERÉS |

Condenan SCJN y CJF el asesinato de juez federal en Colima

Asesinan a juez de Colima y a su esposa; SCJN exige investigar

Extraditan a EU a Rubén Oseguera «El Menchito»

Defensa de «El Menchito» acusa a consejero de intervenir en amparo

Avanza proceso de extradición de ‘El Menchito’; lo reubican de penal

Trasladan al ‘Menchito’ al Altiplano

Compartir