Jose Luis Camacho

Instituto político que está a punto de cumplir 82 años de vida, el Partido Acción Nacional (PAN) enfrenta el mayor reto de su historia: mantenerse unido y cohesionado frente al acecho que sufre por parte del gobierno federal, al tiempo de mantenerse como una opción diferente de acción pública.

Se trata de la segunda fuerza política nacional, particularmente en la Cámara de Diputados y el Senado.

Entre las fortalezas del PAN se encuentra su clara línea ideológica, que lo ubica como un partido humanista que apuesta al libre desarrollo de las personas a través del máximo impulso de sus capacidades, al tiempo de garantizar el pleno acatamiento del estado de derecho y apoyo gubernamental.

El blanquiazul encuentra en su historia su mayor fortaleza, al tiempo de contar con cuadros maduros y jóvenes de alta capacidad, voluntad y desarrollo.

Otra de las fortalezas del PAN es que sus gobiernos locales han mostrado eficacia de gobierno, lo cual le permitió conservar Chihuahua y Querétaro.

Se trata del instituto político que más jóvenes y mujeres impulsa en los puestos de toma de decisión, lo cual le permite desarrollar campañas políticas creativas, innovadoras y contundentes.

Las oportunidades que tiene frente así son muy amplias y numerosas, y es que los errores sistemáticos e incapacidades mostradas por el partido en el poder han sido bien capitalizados por las y los panistas, quienes tienen la habilidad de detectar y denunciar oportunamente los errores, abusos, omisiones e insuficiencias.

Justamente ello ha permitido que se detecten a tiempo goles que Morena pretendía meter por debajo del agua en la cancha legislativa.

El principal reto del PAN es la elección interna que vive de su presidencia nacional, y es que se erige como la principal amenaza de desgaste, división y debilitamiento.

Un segundo reto lo representan las derrotas que sufrió en Baja California Sur y Nayarit, ante las cuales enfrenta la oportunidad de aprender de los errores y fortalecerse o no.

La principal amenaza es la persecución que desarrolla en su contra el presidente y las autoridades públicas, ubicándolo en la mira del aparato gubernamental, sometiéndolo al desgaste permanente.

Por el bien de la democracia y del sistema de partidos, el PAN debe salir fortalecido de su elección interna, cohesionado y convencido de su papel para que México supere la difícil etapa en la que se encuentra.

@jlcamachov

"Queda prohibida la reproducción total o parcial de las obras y contenidos de esta publicación periódica, por cualquier medio o procedimiento, sin ello contar con la autorización previa, expresa y por escrito o licencia concedida por ESTRICTAMENTE DIGITAL S.C.; toda forma de reproducción no autorizada será objeto de las acciones y sanciones establecidas en la Ley Federal de Derecho de Autor, la Ley de la Protección de la Propiedad Industrial y el Código Penal Federal."
Derechos Reservados ©️, Estrictamente Digital S.C., 2021

Compartir