Compartir

Redacción ejecentral

Captura de pantalla 2017-05-01 a las 1.56.11 p.m.

El presidente estadounidense, Donald Trump, dejó abruptamente una entrevista con uno de los anfitriones de Face the Nations, de CBS, luego de ser cuestionado sobre su afirmación aún no fundamentada de que el exmandatario Barack Obama ordenó espiar su campaña. Respondió que tenía derecho a dar sus propias opiniones.

 
En una entrevista en la Casa Blanca, con John Dickerson transmitido esta mañana CBS This Morning, el presidente Trump no pudo más luego de que el presentador preguntara sobre un comentario en Twitter a principios de marzo en el que calificaba a Obama de ser un hombre enfermo.

 
«Puedes tomarlo de la manera que quieras. Creo que nuestra versión ha sido fuertemente probada», afirmó.

 
Dickerson siguió presionando al mandatario sobre si aún sostenía sus acusaciones de que Obama lo espió en la Trump Tower, pese a que el director del FBI, James Comey, dijo que no hay evidencia de eso, Trump indicó que esa era su opinión.

 
«Yo no sostengo nada. Tengo mis propias opiniones», dijo Trump, a lo que el anfitrión le indicó que quería saber sus opiniones pues es el Presidente de Estados Unidos.

 
«No tienes que preguntarme», cortó Trump a media pregunta a Dickerson.
«¿Por qué no?», insistió el anfitrión.

 
«Porque tengo mis propias opiniones. Usted puede tener sus propias opiniones (…) Okay, eso es suficiente, muchas, muchas gracias», respondió Trump, dando por terminada la entrevista.

Trump estaría “honrado” de hablar con Kim Jong

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo este lunes que no descarta la posibilidad de un encuentro con el líder norcoreano Kim Jong un, y afirmó que se sentiría «honrado» en hacerlo, a pesar de varias semanas de agresiva retórica.

«Si fuese apropiado para mí encontrarlo, claramente lo haría. Me sentiría honrado de hacerlo», expresó el mandatario en una entrevista con la agencia Bloomberg.

La tensión entre Washington y Pyongyang se profundizó en semanas recientes, después que Corea del Norte amenazó con realizar pruebas con armamento nuclear.

En respuesta, Estados Unidos desplegó un impresionante poderío bélico en maniobras conjuntas con Corea del Sur.

La semana pasada, el propio secretario de Estado estadunidense, Rex Tillerson, dijo en la ONU que «todas las opciones están sobre la mesa» en relación a Corea del Norte y las amenazas de realizar pruebas nucleares.

Sin embargo, entre esas opciones parece haber incluido también la apertura de un canal de diálogo.

«Repito, si las circunstancias son adecuadas; pero lo haría», insistió Trump sobre un hipotético encuentro con el líder norcoreano (AFP). MR

Compartir