FOTO: Archivo

Compartir

Redacción ejecentral

El presidente de la Organización de Nacional de Expendedores de Petróleo (Onexpo), Roberto Díaz de León, afirmó que el incremento en los precios de las gasolinas y diésel que se ha registrado en los primeros dos meses del año ha provocado que el consumo de éstos en México caiga entre 15 y 20% en las estaciones de servicio.

Las causas evocadas por esta evolución son un mayor cuidado de los vehículos y un cambio de hábitos de uso, para reducir su consumo.

El Presidente de Onexpo previó que, una vez que el costo internacional de referencia sea menor con un tipo de cambio más favorable para el peso, estos precios volverán a bajar.

Roberto Díaz de León evocó los desafíos del sector en 2018, entre ellos el cobro de la cuota anual de mantenimiento que pide Pemex a sus franquicitarios y que este año se incrementó 100%. Afirmó que avanzan las negociaciones con la empresa para que puedan regresar al esquema de cobro anterior, con una nueva situación que perjudica a las estaciones, impactando un 34% su rentabilidad.  (Con información de Milenio) FR

Compartir