Compartir

María Idalia Gómez, Jonathan Nácar, Oscar Santillán y Jair Avalos

A partir de una operación bien planificada y en la que participaron al menos tres organizaciones de estudiantes con antecedentes violentos al interior de varios planteles  universitarios, llegaron el lunes 3 de septiembre a Ciudad Universitaria más de 80 jóvenes a bordo de dos autobuses y dos vehículos particulares, con la intención de provocar confusión e inestabilidad. Lo lograron al atacar a universitarios que se manifestaban pacíficamente a las afueras de la Rectoría.

NO SE USÓ-Ilus-UNAM-WEBEstas organizaciones históricamente han estado vinculadas a los partidos políticos Revolucionario Institucional (PRI), de la Revolución Democrática (PRD) y algunos personajes de Acción Nacional (PAN) del estado de México.

Documentos de inteligencia muestran que los investigadores identificaron, además de los 18 estudiantes expulsados el miércoles por el rector Enrique Graue, a por lo menos cuatro personas más que acudieron a Ciudad Universitaria en dos vehículos, un Vento negro con placas del estado de México y una Seat vino con placas de la Ciudad de México. El objetivo de estos personajes, de acuerdo con las imágenes a las que tuvo acceso ejecentral, fue supervisar las acciones violentas del grupo que encabezaban y que sumaban unos 90 jóvenes, que en sus mochilas escondían, algunos de ellos, bombas molotov o cohetones, y brindarles protección para que se resguardaran. Una de las personas que los habría auxiliado es Jaime Vázquez, que es “indicador” de Rectoría, de acuerdo a las fichas de investigación.

Esta operación comenzó alrededor de las 13:00 horas del lunes. La secuencia de las imágenes recabadas por las cámaras de vialidad y de la UNAM muestran que dos autobuses arribaron a Ciudad Universitaria. El primero era de la Ruta 1, con colores verde y amarillo, y transportaba a unos 40 estudiantes del CCH Azcaptozalco y Vallejo, quienes descendieron en el estacionamiento número uno del Estadio Olímpico. Los jóvenes caminaron, tratando de no llamar la atención, hasta la zona de la Biblioteca Central.

El segundo autobús era blanco, también de la Ruta 1 del estado de México. Llegó a las 13:34 horas al Estadio de CU, iba lleno, transportando a unos 40 jóvenes.

Los dos grupos de estudiantes se reunieron y aguardaron más de una hora y media, hasta que llegó a la explanada de Rectoría la manifestación de 500 estudiantes de Azcapotzalco, alrededor de las 14:50 horas, quienes protestaban por la falta de profesores en su plantel y la toma de las instalaciones por parte de grupos porriles.

Tan sólo 33 minutos después, los dos grupos provenientes del estado de México se les abalanzaron. Las cámaras registraron las 15:23 horas como el momento en que comenzó el enfrentamiento, que duró poco más de 10 minutos, hasta que se escondieron los jóvenes agresores por la zona de puentes del Estadio. Varios de ellos se cambiaron de playera y fueron a buscar su autobús, para retirarse a las unos minutos después de las cuatro de la tarde.

Graf-UNAM-WEB3

Poco antes, los investigadores detectaron a dos hombres de mayor edad, a bordo de los autos negro y vino, quienes platicaron unos minutos y después se fueron de Ciudad Universitaria. El auto negro se dirigió por Insurgentes hacia el sur, el color vino salió del campus por San Jerónimo.

Así, en tan sólo 20 minutos, los jóvenes enviados desde el estado de México dejaron 14 estudiantes lesionados, dos de ellos de gravedad, porque los atacaron con un arma punzocortante.

Los investigadores han vinculado a los estudiantes y adultos con tres grupos catalogados como porriles: 3 de marzo del Colegio de Ciencias y Humanidades Plantel Vallejo; Federación de Estudiantes de Naucalpan (FEN) del Colegio de Ciencias y Humanidades Plantel Naucalpan y el Grupo 32 del CCH-Azcapotzalco. Todas ellas cuentan con registros violentos cometidos contra estudiantes en años pasados.

Tras el rompimiento de la huelga de la UNAM en el 2000, los grupos de porros crean lo que denominan una Alianza Universitaria, en la que participan el Grupo 3 de Marzo; la FEN; el Grupo de Reflexión de Estudiantes Universitarios (GREU) y Apocalipsis de la Facultad de Derecho, entre otros. Esta unión, establecen los documentos, les ha permitido protegerse y recibir mayores apoyos de algunos funcionarios universitarios, dirigentes y legisladores del PRI, PRD y PAN del estado de México.

FOTO: Diego Uriarte

FOTO: Diego Uriarte

Estudiantes se organizan contra porros

FOTO: Angélica Ortíz | ejecentral

FOTO: Angélica Ortíz | ejecentral

A casi un mes de que se conmemoren 50 años de la represión estudiantil del 2 de octubre de 1968, más de 30 mil estudiantes de educación media y superior de la UNAM, UAM, UACM y Politécnico, encabezados por alumnos del CCH Azcapotzalco, marcharon de la Facultad de Ciencias Políticas a la Rectoría, para exigir la expulsión de los grupos porriles.

Se logró la participación de 41 escuelas y facultades de la UNAM que se declararon en paros de 24, 48 y 72 horas.

Además el miércoles a mediodía, miles de estudiantes marcharon hacia Rectoría para plantear su pliego petitorio: la renuncia del rector, la expulsión de todos los grupos porriles y que cesen las agresiones a estudiantes.

El viernes 7 de septiembre realizarán una asamblea en el auditorio Ho Chi Min de la Facultad de Economía de la UNAM para determinar las acciones a seguir en esta movilización.

Graf-UNAM-WEB

3 de marzo. Fundado a principios de los años 90, este grupo porril que en un inicio se autodenominaron como un “grupo cultural y deportivo”, organizaba fiestas masivas y recurría a actos vandálicos y violentos que incluían robos y agresiones contra la propia comunidad estudiantil, principalmente al sostener encontronazos con sus antagónicos, los porros del Colegio de Bachilleres Plantel 2.

Varios de sus fundadores, como Edgar Moreno Toledo alias El Marmota y Giovanni Xochipa El Mega, fueron vinculados en un inicio con el Frente Juvenil Revolucionario del PRI, y con funcionarios públicos del PRD en las delegaciones Azcapotzalco y Gustavo A. Madero, especialmente su extitular, Víctor Hugo Lobo. Es considerada una organización porril muy violenta.

Federación de Estudiantes de Naucalpan. Considerado como el segundo grupo porril con mayor presencia en Naucalpan, con integrantes principalmente provenientes de la Facultad de Estudios Superiores Acatlán y del CCH Naucalpan, de donde fue expulsado hace dos años, pero logró recuperar y aumentar su poder.  Tiene relación directa con Federación de Estudiantes de Derecho (Feda) ENEP Acatlán. Su expediente muestra que cuentan con el apoyo de algunos funcionarios universitarios y autoridades priistas. Tiene alianzas en los CCH Vallejo, Azcapotzalco y Naucalpan.

El Grupo 32 del CCH-Azcapotzalco. Nació con la alianza universitaria, que aglutinaba a tres grupos de choque, los 3 de marzo, la Santa Inquisición y Los Bohemios, esta última se dividió.

Según la información universitaria, este grupo ha sido impulsado por los 3 de Marzo y la FEN.

Los reportes sostienen que ha recibido apoyo de grupos políticos de Naucalpan y Acatlán, desde la época del exgobernador Arturo Montiel.

ES DE INTERÉS |

A 50 años del 68, activan movimiento estudiantil antiporros

GALERÍA | Una voz de 30 mil exige en CU salida de porros

Más de 30 mil estudiantes marcharon en CU para exigir fin de la violencia

Grupo ‘3 de marzo’ se deslinda de ataque contra alumnos de la UNAM

Salvan riñón a estudiante de la UNAM apuñalado por porros

Aceptables y entendibles demandas de CCH Azcapotzalco: UNAM

UNAM difunde nombres de alumnos expulsados tras hechos violentos en CU

#UNAMenPaz | ¡”Fuera porros de la UNAM!”, exigen miles en CU

Compartir