Raúl García Araujo

El segundo año de gobierno de Alfredo Del Mazo se ha caracterizado por la violencia y la creación de nuevos trámites e impuestos para los mexiquenses.

En materia de seguridad, las cifras no son nada alentadoras a pesar de que el mandatario estatal presumió ante el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, que los delitos de alto impacto habían disminuido en la entidad.

Sin embargo, los números del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública dicen lo contrario, y lo que padecen a diario miles de habitantes muestran algo distinto.

Tan solo en los primeros siete meses de este año se han registrado 2 mil 49 homicidios dolosos en el estado (más de mil de estos se cometieron con arma de fuego).

Esta cantidad se acerca vertiginosamente a la que se reportó durante todo el año pasado, cuando se cometieron 3 mil 98 homicidios dolosos en el Estado de México.

Tampoco se puede pasar por alto la alta incidencia de feminicidios. Durante 2018 se tuvo registro de 109 casos, y en este año ya van 53, lo que ubica al Estado de México como una de las entidades en las que más se comete este crimen en todo el país.

El municipio de Ecatepec es una muestra de la violencia de género. Para muestra están los llamados “Monstruos de Ecatepec”, que a la fecha han acumulado 194 años de prisión por privar de su libertad y matar a varias de sus vecinas en la colonia Jardines de Morelos.

El abuso sexual es otro de los crímenes que demuestran la falta de seguridad en el estado. El año pasado, las autoridades tuvieron conocimiento de mil 910 casos, y en los primeros siete meses de 2019 ya se han presentado mil 512 denuncias.

Otros de los ilícitos que más aquejan a la población mexiquense son los asaltos en transporte público. En 2018, se denunciaron 9 mil 77 casos, y en los primeros meses de este año ya van 5 mil 617, de los cuales 5 mil 582 fueron cometidos con violencia.

En últimas fechas, la constante en el Estado de México es ver en redes sociales videos de personas que van a bordo de camionetas que prestan este servicio y que son asaltadas con lujo de violencia, situación que ya tiene cansados a los mexiquenses.

A la alta incidencia de este delito se suman las extorsiones de las que son víctimas los dirigentes y choferes de diversas rutas del transporte público. Tan grave es este problema que el propio gobernador ha solicitado la intervención de la Guardia Nacional para atenderlo.

En medio de los preparativos del Segundo Informe de Labores –en el mes de septiembre-, sin duda Alfredo del Mazo resaltará su programa clientelar Salario Rosa.

A través de este proyecto, el gobierno del Estado de México entrega un apoyo de 2 mil 400 pesos bimestrales a mujeres de entre 18 y 59 años que se dedican al hogar.

Dicha ayuda se deposita en tarjetas que incluso tienen el apellido del gobernador y se ha convertido en una insignia de su campaña y la punta de lanza para que el mandatario afirme que más de 680 mil personas han dejado la condición de pobreza durante los últimos dos años.

También el gobierno de Del Mazo se las ingenió para crear nuevas formas de incrementar la recaudación al aumentar un 17.81 por ciento el costo del refrendo vehicular. Pero esto no fue todo, pues a la par echó a andar un programa de reemplacamiento para vehículos con matrículas del año 2013 o anteriores.

Aunque se aseguró que esto no tiene costo para aquellos automovilistas que vayan al corriente en el pago de sus tenencias, el esquema contempla cobros a partir del próximo mes.

Sin duda, deja mucho que desear el trabajo hecho por el gobernador Alfredo del Mazo en los últimos meses, ya que, en lugar de rendir buenas cuentas, llega con muchos pendientes. Uno de ellos es resolver el homicidio del periodista Nevith Condés Jaramillo, a quien mataron en Tejupilco el pasado fin de semana.

En Cortito: Nos cuentan que los habitantes de Tlalnepantla vieron con buenos ojos la cruzada contra la corrupción que lanzó el alcalde Raciel Pérez. Esto, luego de que un juez ordenó la detención de policías que instalaban falsos retenes en Satélite. La Fiscalía de Justicia del Estado detuvo a tres agentes, quienes fueron vinculados a proceso por el delito de secuestro exprés agravado; además, se les dictó prisión preventiva en el penal de Barrientos. Nos dicen que la orden del presidente municipal es detener y consignar a todos los malos policías y funcionarios públicos.

Compartir