Compartir

ejecentral

Un mal fraseo de un comunicado de la Secretaría de Gobernación provocó que el miércoles la prensa dijera que el presidente Enrique Peña Nieto había cancelado su próximo viaje a Asia. La Segob informó que había pedido al Senado que detuviera el análisis sobre el permiso que deben otorgar al Presidente para ausentarse del país, escrito de forma tan farragosa que sí parecía cancelación del viaje. Dicen los que saben que para nada, y que la consideración que había hasta este miércoles en Los Pinos era que lo recortarían. El viaje tiene como objetivo Brisbane, en Australia, donde se realiza la cumbre del G-20, que son las economías más importantes del mundo, que se aprovecharía para ir a China. Los asesores del Presidente propusieron que se cancelara Brisbane, porque en China hay muchos acuerdos que se iban a firmar que representan inversiones para México en el corto plazo.

Compartir