Foto: AFP

Compartir

Redacción ejecentral

El 17 de octubre Francia entrará nuevamente en estado de emergencia por órdenes del presidente Macron; esto como medida ante un incremento alarmante de casos de Covid-19. 

Como parte del estado de emergencia se impondrá un “toque de queda nocturno” de las 21:00 horas y hasta las 06:00 horas del día siguiente en ciudades como París, Lille, Grenoble, Lyon, Aix-Marseille, Montpellier, Rouen, Toulouse y Saint-Etienne.

«El objetivo es reducir los contactos privados, que son los contactos más peligrosos», dijo Macron.

La violación de las restricciones de movilidad equivaldrá a multas de entre 135 y mil 500 euros.

«Debemos actuar» ya que «la situación es preocupante», dijo en tono grave el jefe de Estado, que quiere evitar a toda costa un segundo confinamiento general tras la férrea cuarentena de dos meses impuesta a inicios de año y que tuvo consecuencias económicas y sociales catastróficas.

En París y otras ciudades donde el virus circula activamente, los bares ya estaban cerrados, así como los gimnasios, y se habían establecido protocolos más estrictos en los restaurantes y centros comerciales. NR

ES DE INTERÉS |

Francia se opone al acuerdo entre UE y el Mercosur

Corte niega maternidad a mujer transexual en Francia

En Francia, uso de mascarilla será obligatoria en escuelas

Compartir