Foto: Cuartoscuro

Compartir

Redacción ejecentral

El fiscal Alejandro Gertz Manero ha dejado en manos de Omar Gómez Trejo, encargado de la oficina que investiga la desaparición de los 43 normalistas Ayotzinapa, toda la responsabilidad sobre el éxito o fracaso del caso; aseguran que le dio independencia y todo lo que ha pedido, hasta modificaciones normativas para contar con más facultades.

Peeeero Don Omar va de fiasco en fiasco. Dicen los que saben que a todos asegura que, por primera vez, está demostrando la participación de militares en la desaparición de los estudiantes; pero resulta que no, sólo acusó al capitán José Martínez Crespo de delincuencia organizada, y lo hizo con testimonios que datan de 2014 y 2015, que requerían más investigación, pero sólo sumó el de su testigo estrella, Gildardo López Astudillo, El Gil, líder del grupo de Guerreros Unidos, por eso dicen que está muy débil ese caso. Lo más importante es que el fiscal Gertz, por ahora, sólo observa.

Compartir