Compartir

Redacción ejecentral

En la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) comenzó una sorda batalla entre algunos actores que pretenden quedarse con varios de los puestos de gran interés. Por un lado, dicen los que saben, está el equipo de Gerardo Ferrando Bravo, todavía el director del Grupo Aeroportuario, pero que su responsabilidad está por extinguirse y por eso está mirando hacia la subsecretaría de Transporte, que encabeza Carlos Alfonso Morán Moguel, quien ya comenzó a atrincherarse y como antídoto trata de mostrar resultados de su trabajo a su jefe, Javier Jiménez Espriú, pero el secretario está más ocupado en frenar los cambios en materia marítima mercante, porque se opone a que Comunicaciones y Transportes pierda el control y se lo traslade a la Marina, incluso los cercanos dicen que amenazó con renunciar si eso ocurre.

Compartir