Foto: AFP

Compartir

Redacción ejecentral

Este lunes se reactivaron algunos sectores no esenciales de la economía italiana, por lo que cerca de 4.5 millones de personas regresaron a sus labores.

Tras 55 días de confinamiento se reactivaron industrias como la construcción y comercio mayorista, sumándose a los empleados de negocios esenciales, como farmacias y alimentación, que nunca cerraron.

Las medidas de aislamiento también se relajaron por lo que a partir de hoy los italianos pueden salir a pasear, hacer deporte más lejos de casa o visitar a familiares, pero no a amigos.

Todo ello con cuidado, distancias entre personas y mascarillas obligatorias en los lugares cerrados, el transporte o cuando haya gente cerca.

Desde este lunes se podrá también caminar e ir en bicicleta; los parques y jardines vuelven a abrir sus puertas y se podrán organizar funerales siempre y cuando las ceremonias no reúnan más de 15 personas. Las misas continúan prohibidas.

Las autoridades mirarán con lupa las estadísticas de la pandemia y no descartan un regreso al confinamiento en caso de un nuevo brote de la enfermedad, que ha dejado por el momento 29,079 personas muertas en el país. NR

Compartir