Foto Especial

Compartir

Óscar Santillán y Jonathan Nácar

Al no seguir los protocolos internacionales antiterroristas, autoridades de Costa Rica liberaron a un hombre de origen iraquí posiblemente vinculado al grupo terrorista ISIS que sigue la ruta migrante de México hacia Estados Unidos; 40 días después del primer avistamiento, las autoridades mexicanas comenzaron a articular la alerta antiterrorista hasta que recibieron la información.

De acuerdo con el reporte del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de los Estados Unidos (ICE por sus siglas en inglés), se trata de dos ciudadanos egipcios y un iraquí, quienes podrían formar una célula del Estado Islámico, ubicándolos a unos mil 700 kilómetros de distancia de la frontera mexicana; alrededor de 30 a 40 días siguiendo a pie la ruta de los migrantes.

La demora en emitir la alerta para que las Fuerzas Federales contribuyan en la búsqueda y detención de los sospechosos se derivó de que ni las autoridades hondureñas, salvadoreñas o guatemaltecas concretaron la captura de estos tres sujetos, de quienes no ha sido posible confirmar si ya se encuentran en territorio mexicano.

Los posibles miembros del Estado Islámico son los ciudadanos egipcios Ibrahim Mohamed de Egipto y Mahmoud Eissa, así como Ahmed Ghanim Mohamed Al Juburi, de Irak, que fueron visto por última vez en Panamá y Costa Rica.

Los sujetos fueron ubicados por la base de datos biométrica de Panamá, BiTMAP, el 12 de mayo en ese país y el 9 de junio en Costa Rica.

En el caso de los dos egipcios fueron encontrados últimamente en Paso Canoas, Costa Rica y se desconoce su ubicación actual, en tanto que el iraquí fue detenido en dicho país, pero al no seguir los protocolos internacionales antiterroristas fue liberado.

De acuerdo con el oficio PF/DFF/CRAI/DGRO/29057/2019, fechado el 21 de junio de 2019, se instruye difundir y localizar a tres personas, dos de nacionalidad egipcia y uno iraquí, que, en concordancia con información otorgada por una fuente en Costa Rica, «son miembros del grupo terrorista ISIS y que están en camino hacia los EEUU».

ejecentral consultó de manera oficial a Instituto Nacional de Migración, que respondió que la alerta no pasó por la Institución, y que el asunto era atendido por la Secretaría de Relaciones Exteriores. Sin embargo, fuentes de la Cancillería mexicana refieren que no tenían información al respecto debido a que no era de su competencia.

En estos casos, el protocolo de seguridad antiterrorista plantea que el primero en tomar conocimiento es Migración y Cisen, e Interpol si es que existe alguna ficha para su localización. A partir de estas dependencias se establece un cerco en todos los puntos de ingreso por tierra y en aeropuertos, algo que aún no se ha instalado, comentaron fuentes federales.

En entrevista con este periódico, el recién nombrado Comisionado Nacional de Migración, Francisco Garduño Yáñez confirmó que en la nueva estrategia del fenómeno migratorio la cooperación bilateral con Estados Unidos sí contemplaba el intercambio de información ante la posibilidad de que «objetivos de riesgo»,  como es el caso de estos tres hombres que ya se buscan en todo el territorio, intenten ingresar y transitar por alguna de las fronteras mexicanas.

Ante el cuestionamiento de la posibilidad de grupos terroristas como el Estado Islámico ingresen al país, el titular del INM refirió «sí, estos son objetivos de riesgo. Entonces hay que tener cuidado en las fronteras para que no nos causen a nosotros tampoco un daño».

ES DE INTERÉS

Texas despliega mil elementos de Guardia Nacional a frontera con México

Contención en frontera sur, aumenta riesgos y criminalización de migrantes

Trump anuncia a Tom Homan como «zar de la frontera

Compartir