Analítica | Máxima velocidad en red

25 de Mayo de 2024

Analítica | Máxima velocidad en red

Promo Home Analítica 377

Mientras Taiwán se ubica en la cúspide en la rapidez de descargas, México se encuentra en una encrucijada digital, frente a Uruguay, indiscutible líder de la región

La velocidad de descarga de internet no es un número en una pantalla, sino la columna vertebral de la revolución digital. En un mundo donde la información fluye a un ritmo vertiginoso, la conectividad eficiente es un catalizador para el desarrollo económico y social. Países con velocidades destacadas no sólo ofrecen a sus ciudadanos una experiencia de usuario más positiva, sino que fomentan la innovación y la productividad global.

Así, la rapidez de descarga se traduce en mayor capacidad para la colaboración, la educación en línea y la adopción de tecnologías emergentes como la inteligencia artificial y el internet de las cosas.

Según el estudio anual de

Cable.co.uk,

en este

dinámico paisaje de la conectividad global,

Taiwán se lleva la corona con una velocidad de descarga vertiginosa de 153 mil megabits (Mbps), marcando territorio como líder indiscutible. Francia, su rival más cercano, no se queda atrás con 152 mil Mbps, demostrando que Europa tiene cartas fuertes en la carrera de la conectividad.

Dicho en caso práctico, descargar una película de cinco gigabytes (GB) en la isla asiática toma tan sólo cuatro minutos y 27 segundos. Países Bajos y Eslovaquia destacan con 142 mil

Mbps y 138 mil Mbps, respectivamente, al exhibir una infraestructura digital que podría ser la envidia de muchas economías mundiales.

En la competencia por la velocidad, dentro de América del Norte, Estados Unidos y Canadá no se quedan atrás al estar codo a codo de rapidez en la red con 136 mil Mbps, respectivamente.

España, con 133 mil Mbps, y Japón con 124 mil Mbps, continúan en la élite de la conectividad global, destacando la importancia de las infraestructuras avanzadas en el juego digital.

Aunque, con esta velocidad, los japoneses tardan un minuto más, en tiempo de descarga de una película de cinco gigabytes, que Taiwán, registrando cinco minutos y 28 segundos.

En contraste, Venezuela, Namibia, Haití y Azerbaiyán tampoco disfrutan de un paseo suave en el carril de la conectividad, pues comparten una velocidad cercana a 10 mil Mbps, por lo que luchan con velocidades de descarga que parecen más un obstáculo que una autopista digital.

Más que ritmo, velocidad

Mientras algunos países avanzan hacia la vanguardia digital, los países de América Latina luchan por superar barreras en infraestructuras y accesibilidad. Así, la necesidad de inversiones estratégicas y políticas proactivas se vuelve evidente para aprovechar al máximo el potencial digital de la región.

En el caso de Uruguay, su velocidad de 111 mil Mbps lo convierte en líder de la región, demostrando que algunos países latinoamericanos han logrado tejer una red digital robusta. Sin embargo, la región también alberga desafíos notables.

En el dinámico panorama de la conectividad, México emerge como un actor clave en América Latina, aunque a pesar de sus esfuerzos y avances, el país se encuentra en una encrucijada digital.

Con una velocidad de descarga de 35 mil Mbps, nuestro país muestra un rendimiento que refleja tanto logros como desafíos; aunque ha logrado superar velocidades de otros países latinoamericanos, aún se encuentra rezagado en comparación con potencias tecnológicas globales.

Te Recomendamos: