AMLO rechaza acusaciones de la CEM de dañar la autoridad moral de la iglesia

20 de Julio de 2024

AMLO rechaza acusaciones de la CEM de dañar la autoridad moral de la iglesia

salvador rangel

El Obispo Salvador Rangel

/

Foto: Archivo Cuartoscuro

Foto: Cuartoscuro

El Presidente López Obrador aseguró que su gobierno actúa con apego a la verdad y rechazó el presunto uso de bots para dañar a la iglesia

En medio de las acusaciones lanzadas por la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) sobre el presunto uso de bots por parte del gobierno para dañar la autoridad moral de la iglesia, mediante el caso del obispo Salvador Rangel, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha respondió con un rechazo tajante a las acusaciones.

El mandatario federal defendiendo la integridad de su administración y rechazó cualquier implicación en tales acciones de descrédito; aunque no quiso entrar en detalles sobre el caso del religioso que desapareció una hora y fue encontrado en un hotel de Morelos.

Durante su conferencia mañanera en Palacio Nacional, el Presidente afirmó que su gobierno es respetuoso de todas las iglesias, especialmente de la católica, y subrayó que no están acostumbrados a mentir.

“Nosotros siempre actuamos con apego a la verdad y de ninguna manera nos proponemos hacerle mal a nadie y esto incluye el respeto a instituciones que tienen que ver con el ejercicio de la fe, de la espiritualidad, no afectamos, no nos oponemos, no estamos en contra de ninguna religión, somos defensores de la libertad de creencia”, agregó.

[LEE TAMBIÉN: Obispo Rangel Mendoza deja el hospital; Episcopado pide no especular]

El presidente rechazó las acusaciones de hipocresía y aseguró que su gobierno actúa de manera congruente, defendiendo la libertad de creencia y negando cualquier intención de perjudicar a la iglesia. “Puedo asegurar que nosotros no actuamos de manera hipócrita, nosotros somos congruentes y vamos a seguir actuando de esa forma”, afirmó.

Por su parte, el secretario general de la CEM, Ramón Castro Castro, afirmó que el caso del obispo Salvador Rangel ha sido utilizado como un instrumento político y denunció la puesta en marcha de una fábrica de miles de bots para atacar a la iglesia. Señaló que esta situación ha sido percibida como una estrategia para socavar la autoridad moral de la institución religiosa, siendo atribuida a personas interesadas en perjudicarla. DJ

Te Recomendamos: