FOTO: PRESIDENCIA /CUARTOSCURO.COM

Compartir

Redacción ejecentral

El presidente Andrés Manuel López Obrador emitió un memorándum dirigido a los servidores públicos e integrantes de los órganos reguladores del sector energético en el que solicita su apoyo para impulsar políticas que permitan fortalecer a Pemex y la CFE.

A través de dicho documento, fechado el 22 de julio, el presidente desdeña la reforma energética aprobada en el sexenio pasado, la cual, asegura, fue “conseguida con base en sobornos entregados a la mayoría de legisladores y mediante el engaño mediático de la población”.

“Se dijo, de manera mendaz, que dicha reforma se traduciría en la llegada a raudales de inversión extranjera, en más producción de petróleo, gas y electricidad y mejores precios de estos energéticos para beneficio de los consumidores y del desarrollo del país”.

AMLO destaca que como resultado de esa política energética, tanto Pemex como CFE quedaron casi en ruinas y derivaron en la exportación de gasolina y diésel, lo que a su vez, hizo que México se volviera dependiente del abasto de gas y productos petroquímicos provenientes del extranjero.

Por ello, llama a “profundizar en los cambios ya iniciados para rescatar a Pemex y a la CFE, considerando a estas empresas públicas como estratégicas e indispensables para el desarrollo independiente y soberano de nuestra nación”.

De esta forma, indica, la decisión de este gobierno es no continuar con la privatización del sector energético y frenar la aplicación de las medidas impuestas para beneficio de particulares. Afirma el presidente que es en esa dirección en la que se busca avanzar, no obstante, refiere que de ser necesario se propondrá una nueva reforma energética que permita tener dominio de la nación sobre sus recursos naturales.

Plantea a la Comisión Regulatoria de Energía (CRE), al Centro Nacional de Control de Energía (Cenace), a la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), así como a otros órganos autónomos, sumándose los consejos de Pemex y la CFE, adquirir 17 compromisos y acciones que deben emprenderse.

  1. Llama a mantener en términos reales el precio de las gasolinas, diésel gas y electricidad.
  2. Alcanzar la autosuficiencia energética en bien de la soberanía nacional.
  3. No exportar petróleo, sino el necesario para las refinerías; dejar de importar gasolinas y diésel.
  4. Aplicar el programa de producción de barriles que inicia con 1.8 millones de barriles diarios en 2020 y finaliza con 2.2 millones en 2024.
  5. Continuar con la rehabilitación de refinerías y terminar la de Dos Bocas, Tabasco.
  6. Definir la conveniencia de construir el nuevo tren de refinación de Cangrejera.
  7. En industria eléctrica, priorizar y optar, ya sea por construir o reconstruir plantas para satisfacer la demanda del sureste y abastecer Baja California Sur.
  8. Potenciar la generación de energía en hidroeléctricas.
  9. Pemex y CFE deben reconocer contratos suscritos por gobiernos anteriores, siempre y cuando no impliquen fraudes.
  10. De existir alguna mala práctica en ellos, presentar denuncias penales.
  11. Suprimirse el otorgamiento de subsidios de cualquier índole a empresas particulares del sector energético.
  12. Alimentar el Sistema Eléctrico Nacional priorizando la red de distribución de hidroeléctricas, posteriormente, lo generado en otras plantas de la CFE y, por último, lo generado en eólicas y solares particulares.
  13. La CFE deberá aplicar un plan para el uso y la venta de gas adquirido en demasía en el anterior gobierno para evitar multas y pagos exagerados por el mal negocio público.
  14. Detener el otorgamiento de permisos o concesiones a particulares en el sector energético por sobreoferta de petróleo y electricidad.
  15. Apoyar a Pemex y CFE en la política de producción y distribución de energéticos en el país para evitar su pérdida de participación en el mercado nacional.
  16. Para extracción y refinación de petróleo, así como en la generación de energía eléctrica no se descartarán asociaciones con inversionistas privados, siempre y cuando no se afecte el interés nacional.

Además, considera, se debe respetar las concesiones de las llamadas rondas para la producción de petróleo sin volver a convocar a nuevas subastas, cuyo potencial petrolero sólo podrá ser explotado por Pemex.

La generación y producción de energía por parte de privadas, nacionales o extranjeras, no podrá superar el 46 por ciento del total.

17. Llama a desterrar la corrupción tanto en Pemex como en CFE, lo mismo el influyentísimo y la impunidad. Pide hacer más eficiente la administración y la operación en el manejo de los planes, programas y proyectos de ambas entidades.

Por último, solicita el apoyo de los organismos reguladores, con apego a su autonomía, para saber si lo solicitado está permitido por la ley. Piden retroalimentar los puntos ofrecidos para mejorar el plan de acción en términos energéticos.

Igualmente, sostiene que “los órganos de regulación creados durante el periodo neoliberal deben ajustarse a la nueva política económica y energética, y que su misión debe ser la de sumar esfuerzos con la Secretaría de Energía, Pemex y la CFE para rescatar las industrias del petróleo y de la electricidad de la nación. CJG

ES DE INTERÉS | 

Compartir