Compartir

Redacción ejecentral

Aunque el análisis de las piezas que fueron enviadas al extranjero para ser examinadas ya está terminado, será hasta el primer trimestre de 2020 cuando se conozca las causas del accidente en el que murió la exgobernadora de Puebla, Marta Erika Alonso y su esposo, el senador Rafael Moreno Valle.

En una conferencia de prensa improvisada, el secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, señaló que los grupos ya terminaron de analizar cada una de las piezas del helicóptero que fueron enviadas a Canadá, Estados Unidos e Italia.

Pero, lo que falta, será la redacción del dictamen final y el análisis que especifiquen las causas del accidente, así como recomendaciones que hará el mismo grupo.

El funcionario federal aseguró que, como desde el primer día, se mantiene la negativa de que la causa haya sido un atentado, debido a que no se encontraron elementos para determinar esta causa.

Pero, si los especialistas dijeran que se encontró que la causa del accidente fue por un atentado, se iniciaría una investigación aparte.

Lo que no se descarta, dijo Jiménez Espriú, es el error humano o la falla mecánica, pero eso se determinará en el análisis que será firmado por los cinco equipos especialistas que participaron y se dará a conocer a todos los que lo deseen por orden del presidente Andrés Manuel López Obrador.

En la conferencia matutina de este lunes, la prensa cuestionó al mandatario sobre los resultados del accidente pues mañana 24 de diciembre se cumple un año, por lo que López Obrador -como sacada de la manga- dijo que se daría a conocer en la conferencia realizada en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.

El pasado 24 de diciembre, el helicóptero en que viajaba la gobernadora, el legislador, su asistente y la tripulación, se desplomó a los pocos minutos de despegar y causó la muerte de los cinco.

Compartir