Raúl García Araujo

La Ciudad de México vive de la mano de Claudia Sheinbaum, la peor de las crisis en todos los aspectos.

No hay avances en materia de seguridad, los servicios públicos cada día están peor y el transporte público va en decadencia. Se perdió la calidad de vida que por años se presumió en la que alguna vez fue la Ciudad de los Palacios.

La jefa de Gobierno rindió ayer su Primer Informe ante el Congreso de la capital con un boquete de promesas incumplidas y con pocas esperanzas de que la situación vaya a cambiar.

Hace un año los capitalinos vieron en esta científica de 57 años la esperanza de un gobierno que echaría a andar políticas públicas que podrían ser ejemplo no solo para la ciudad, sino para el país e incluso el mundo.

Sin embargo, a lo largo de estos casi nueve meses, lo único que se observa es la mediocridad con la que gobierna Claudia Sheinbaum.

En materia de seguridad pública, según el Observatorio Nacional Ciudadano, en el primer semestre de 2019 la Ciudad de México se posicionó a nivel nacional en el primer lugar en robo a transeúnte y trata de personas. También ocupó el segundo sitio en robo con violencia y robo a negocio, además de ser uno de los primeros lugares en otros delitos de alto impacto.

El director de este organismo, Francisco Rivas, sostuvo que la capital del país nunca había estado tan mal.

Según sus datos, en los primeros seis meses del año, en un día promedio en la Ciudad de México se cometen 4 homicidios dolosos, 2 homicidios culposos, 3 extorsiones, 112 robos con violencia, 38 robos de vehículos, 19 robos a casa habitación, 66 robos a negocio, 96 asaltos a transeúnte, 4 violaciones y se iniciaron 14 carpetas por narcomenudeo.

Estos son los números del trabajo que vienen haciendo los titulares de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, Jesús Orta, y de la Procuraduría capitalina, Ernestina Godoy.

A Sheinbaum se le olvidaron las declaraciones que hizo en los primeros 100 días de estar frente del gobierno capitalino, cuando se comprometió a que, desde julio, los ciudadanos verían un cambio porque iban a contener el avance del crimen, hasta ahora parece que la delincuencia está ganando la batalla.

En materia de servicios públicos, las cosas están muy mal. Cientos de capitalinos han salido a bloquear las calles en demanda de los servicios más elementales como el agua potable, alumbrado público y otros.

Pero qué decir de las calles y avenidas de la Ciudad de México, que cada día tienen mayor deterioro. Los capitalinos ya se acostumbraron a transitar en sus vehículos entre miles de baches tanto en vías primarias y secundarias, pues su gobernadora no cuenta con un plan maestro para repararlos.

A sus 50 años de existencia, el Sistema de Transporte Colectivo Metro se encuentra abandonado. El gobierno de Claudia Sheinbaum ha saltado a la escena pública y de las redes sociales no por algún proyecto de modernización o mejoramiento, sino por las deficiencias que presenta tanto en sus instalaciones como en sus escaleras eléctricas. Hasta le fecha, le ha salido barato a la actual administración el hecho de que ningún usuario haya muerto por tales problemas.

Así llega la jefa de Gobierno a su Primer Informe, con más quejas y dudas que resultados dignos de resaltar.

Es probable que el presidente Andrés Manuel López Obrador esté haciendo un análisis pormenorizado del desempeño de Claudia Sheinbaum, a quien ve como una de las posibles candidatas a relevarlo en Palacio Nacional.

Debe entender que la mandataria capitalina no tiene ni el apego ni el desempeño que se requieren para aspirar a la Presidencia de la República. Quizá por eso tiene a su lado al secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, a quien expertos lo mencionan como uno de los mejores cuadros para las elecciones de 2024.

En Cortito: Nos cuentan que el alcalde de Tlalnepantla, Raciel Pérez, trae la camiseta puesta del presidente Andrés Manuel López Obrador en materia de austeridad y buen gobierno. Durante los festejos del 71 aniversario de este municipio, pidió a su gabinete atender las demandas más urgentes de los habitantes de esta localidad para convertirla en una de las ciudades más seguras, sustentables e incluyentes de la entidad mexiquense. Nos dicen que Raciel Pérez quiere dejar buenas cuentas para aspirar a la gubernatura del Estado de México en 2021 (claro, con Morena).

Compartir