Compartir

Redacción ejecentral

La triste escena, que conmovió en redes sociales, fue captada por una fotógrafa palestina durante uno de sus viajes a Siria.

Nadia Abu Shaban retrató a la niña de tan solo cuatro años que pensó que el lente de la cámara era en realidad un arma, y por eso tuvo miedo, se arrodilló y alzó sus brazos como señal de rendición.

La fotoreportera decidió publicar la imagen en su perfil de Facebook, y a partir de allí la escena se transformó en viral y despertó la indignación entre miles de cibernautas que también descubrieron la postal a través deTwitter.


«Fotografía tomada a una niña siria, ella cree que tengo un arma y no una cámara; por ello se rindió», reflexionó Nadia Abu Shaban en su cuenta.

La menor luce asustada e indefensa en la imagen, que refleja la permanente angustia que hace más de cuatro años sufren miles de habitantes de Siria por la guerra civil que azota a ese país, según publica el periódico El Comercio.

Bombas y disparos en escuelas y orfanatos han provocado que los niños dejen de jugar y vivir felices, y en vez de eso ahora transcurren sus días con miedo a ser asesinados. Más de cinco millones de menores de edad están afectados o ya fueron desplazados por la disputa entre los seguidores de Bashar Al Assad y los opositores, que comenzó en marzo de 2011.

vía Infobae

Compartir