Compartir

Redacción ejecentral

Este domingo fue sepultada la maestra María Assaff Medina, quien fue asesinada en el tiroteo del Colegio Cervantes de Torreón, Coahuila, el pasado viernes. Ayer, familiares, amigos y alumnos velaron su cuerpo en la funeraria José Serna, en Gómez Palacio, Durango, entidad de donde era originaria.

Previo a la salida del cortejo fúnebre, se realizó una misa cuya ceremonia fue enmarcada por la asistencia de familiares, amigos, padres de familia y alumnos. “Miss Mary”, como era conocida, fue recordada como una persona sonriente y amable.

Además, padres de familia resaltaron que María Assaff fue una heroína, pues impidió que la tragedia escalara en número de víctimas. Posterior a la misa, la carroza fúnebre partió hacia el panteón Jardines Eternos, en donde la profesora fue sepultada.

Los encargados del panteón impidieron el paso a los medios de comunicación, esto según dijeron, a petición de la familia.

De acuerdo con las autoridades, “Miss Mary” falleció tras recibir disparos de arma de fuego en cráneo y tórax, siendo el primero el más mortal, pues ocasionó una hemorragia cerebral.

María Assaff tenía 50 años de edad y daba clases de inglés en el Colegio Cervantes. Ella fue la primera en atender al menor que desató el tiroteo, cuando este pidió permiso para salir al baño y, tras demorar más de 15 minutos, accionó su arma de fuego en contra de profesores y alumnos. CJG

Compartir