FOTO: CUARTOSCURO.COM

Compartir

Redacción ejecentral

Jesús Ramírez, vocero de la Presidencia de la República, negó que el actual gobierno fuera el responsable del conflicto de la refinería Dos Bocas, subrayando que el presidente Andrés Manuel López Obrador no provocó la pelea con trabajadores.

“Hay que ver ahí cuál es el origen del conflicto, pero nosotros no estamos ni por la represión ni por el uso de la fuerza pública contra la gente; entonces ahí hay que ver que el origen, no lo provocamos nosotros como gobierno, sino es un asunto interno de ICA Fluor”, puntualizó.

Durante su asistencia en el Palacio de San Lázaro, el vocero lamentó la violencia que se ejerció en este caso, además precisó que la situación nació de un conflicto sindical por la titularidad del contrato.

“Respetamos los derechos laborales, los trabajadores de Dos Bocas reciben las mejores condiciones de trabajo, prestaciones, salarios dignos y esa es la obligación que tienen todas las empresas que trabajan en las obras del gobierno”, dijo.

Finalmente, el funcionario aseguró que más allá de la aprobación de la reforma eléctrica, dijo que lo más importantes es resolver la situación en conciencia, sin imponer nada.

ES DE INTERÉS |

"Queda prohibida la reproducción total o parcial de las obras y contenidos de esta publicación periódica, por cualquier medio o procedimiento, sin ello contar con la autorización previa, expresa y por escrito o licencia concedida por ESTRICTAMENTE DIGITAL S.C.; toda forma de reproducción no autorizada será objeto de las acciones y sanciones establecidas en la Ley Federal de Derecho de Autor, la Ley de la Protección de la Propiedad Industrial y el Código Penal Federal."
Derechos Reservados ©️, Estrictamente Digital S.C., 2021

Compartir