Foto: Cuartoscuro

Compartir

Redacción ejecentral

Esta semana se conoció la sanción impuesta a María Cristina García Cepeda, exsecretaria de Cultura en el gobierno de Enrique Peña Nieto, a quien se le inhabilitó por 10 años y deberá pagar una multa de casi 20 millones de pesos por provocar, se asegura, un daño al erario, porque el proyecto Museo de Museos nunca se llevó a cabo y autorizó recursos para ello.

Dicen los que saben que esta historia aún no acaba, porque además de que todavía puede defenderse y si bien firmó los documentos que la hacen responsable, esto lo hizo bajo engaños de un grupo de funcionarios que trabajaron con ella, y en los que confió ciegamente; tanto, que a pesar de recibir varias advertencias por el extraño comportamiento de sus subalternos, doña María Cristina no quiso creerlo.

Dicen los que saben que no hay que perder de vista a Francisco Cornejo Rodríguez, quien fuera el oficial mayor en la Secretaría de Cultura y quien sería pieza clave en este entramado de engaños y corrupción de un área que conocía perfectamente porque trabajó en diferentes departamentos por más de una década. 

Compartir