Fotos: Jaír Campos y Angélica Cruz

Compartir

Marco Antonio Aguilar

maaguilar@ejecentral.com.mx

Hay un destino en el que podrás conjugar sol, playa, viñedos y comida excepcional: Ensenada

Conocida también como La Perla del Pacífico, se ubica en el corazón de Baja California, el municipio territorial más grande de México. Allí encontrarás uno de los paisajes más bellos del mar en La Bufadora, donde habitan lobos marinos y ballenas. 

No querrás regresar y te contamos por qué. Comencemos con tu primer día de vacaciones en una visita a la playa al amanecer. Después de desayunar puedes tomar la nueva Ruta del Vino, ubicada a sólo 20 minutos de Ensenada, por la carretera libre a Tecate.

En este punto te encontrarás con más de 100 vinícolas asentadas en el Valle de Guadalupe en las que podrás disfrutar las mejores etiquetas, muchas de ellas premiadas a nivel mundial; para completar el paseo, hay recorridos, explicaciones y degustaciones.

A partir del 2 de agosto, como cada año, se celebra las Fiestas de la Vendimia, una celebración gastronómico-cultural de clase mundial.

Llegada la tarde, podrás comer en alguno de los restaurantes con vista a los viñedos, y ver entre las montañas el crepúsculo. Si te encantó el ambiente, puedes rentar una habitación muy linda y en forma de cápsula, con techo de cristal y que te permitirá ver el cielo estrellado. 

El segundo día no debes perderte un recorrido por el malecón de Ensenada. Puedes hacer un paseo en lancha y visitar el recinto de los lobos marinos, y si viajas entre diciembre y abril, podrás disfrutar a las enormes ballenas grises.

El tercer día disponte a trasladarte unos 37 kilómetros al sur de Ensenada para visitar La Bufadora, el segundo géiser marino más grande del mundo, que te dejará asombrado con la demostración de lo que naturaleza puede crear. Pero además, entre los callejones que te llevan a este sorprendente fenómeno natural podrás comer almejas gratinadas, cocos o disfrutar de una fría cerveza. 

¡Aguas! No puedes dejar la ciudad sin degustar los tacos de pescado, originarios del municipio y una margarita en el lugar donde nació esta bebida, que fue en el bar Andaluz del Centro Social, Cívico y Cultural, el Riviera de Ensenada.

Vino. En el Valle de Guadalupe encontrarás más de 100 vinícolas para degustar las mejores etiquetas y gastronomía local.

Compartir