Foto: AFP

Compartir

Redacción ejecentral

Ayer el presidente Donald Trump anunció que en cuestión de semanas podría estar lista la vacuna contra el Covid-19, horas después se acaba de informar que el gobierno tiene previsto que este tratamiento sea gratuito para la población estadounidense que lo requiera.


La administración del republicano envió al Congreso un documento en el que detalla la forma en la que se piensa suministrar gradualmente la vacuna contra la enfermedad provocada por el virus SARS-CoV-2.


En el documento se aborda una fecha tentativa para iniciar con esta campaña nacional de vacunación, la cual sería a finales de este año o inicios del siguiente. Además, se establecen una serie de recomendaciones para las unidades médicas de todos los niveles, desde locales hasta federales.


El personal del sector salud y las personas de grupos vulnerables serán las que se prioricen para la primera etapa de aplicación de la vacuna, ha referido el gobierno.

LEE TAMBIÉN: Fed presenta sus previsiones económicas hasta 2023


La intención del gobierno de Estados Unidos es que con el paso de los días todo aquel estadounidense que quiera vacunarse contra el Covid-19 pueda hacerlo. En este sentido, el documento enviado al Congreso estipula que se estima que cada persona que solicite el tratamiento necesitará de al menos dos dosis, con una diferencia de tres a cuatro semanas entre cada aplicación.


Este plan del gobierno de Trump es visto con escepticismo por especialistas del sector salud de Estados Unidos, quienes cuestionan la eficacia de las distintas vacunas en las que se trabaja.


Este mismo grupo de expertos ha referido que al menos el 70 por ciento de la población necesita adquirir la inmunidad contra el virus SARS-CoV-2 para que el país se considere libre de esta enfermedad.


Cabe recordar que el Congreso aprobó el presupuesto a la administración de Donald Trump, quien destinó miles de millones de dólares para los trabajos de investigación y aplicación de la vacuna. GA


ES DE INTERÉS:

Compartir