Compartir

Redacción ejecentral

El alcalde de Tijuana, Juan Manuel Gastélum, exigió a la Secretaría de Gobernación hacer su trabajo ante el arribo de la caravana migrante centroamericana que busca llegar a los Estados Unidos, debido a que las autoridades locales han sido rebasadas por la crisis humanitaria que representa.

Entrevistado por Raymundo Riva Palacio en Noticias Todo el Tiempo, el edil fronterizo aseguró que le cuesta al municipio 550 mil pesos diarios atender a los cinco mil 33 centroamericanos  que se encuentran a la espera de cruzar la frontera con Estados Unidos.

Aseguró que la Comisión Nacional de Derechos Humanos le pidió no realizar ninguna acción mínima con los migrantes, como un censo, porque eso equivaldría a violar sus derechos fundamentales.

Gastélum dijo que si la CNDH no los ayuda, Segob tampoco para poner un orden un control , “pues que vengan y hagan ellos el trabajo”.

“No tenemos animalitos encerrados son vidas humanas”, dijo. Aceptó que se le agotaron los recursos para mantener el apoyo a los centroamericanos.

“Nosotros no tenemos la capacidad, la infraestructura, no tenemos el personal”, estas personas requieren del tratamiento que el mismo gobierno federal permitió y auspició, señaló.

El edil hizo una invitación al gobierno federal a ir al municipio y realizar un fondo para que con reglas transparentes se haga el trabajo de ayuda.

Además, aceptó que no puede negar que los ciudadanos se manifiesten en contra de la llegada de los migrantes centroamericanos y sostuvo que hay encono por el tema.

ES DE INTERÉS 

Pide Tijuana ayuda humanitaria a ONU y Segob

Compartir