Oscar Moha

El pasado 1 de julio, el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda, Santiago Nieto Castillo, se reunió virtualmente con líderes y pastores evangélicos, a invitación de la exdiputada Rosa María de la Garza Ramírez (Rosi Orozco), quien dirige junto con su esposo Alejandro una Asociación Civil religiosa llamada “Casa sobre la Roca”. Para darle glamour al evento, invitaron a la cantante Yuri quien en un breve mensaje le prometió orar por él y por su equipo.

En realidad se reunieron más para “bendecirlo” y compartirle versículos bíblicos que para tratar temas relacionados a su labor que consiste en desmantelar las redes financieras de las poderosas bandas delincuenciales que operan en México. Este evento le quita representatividad al pastor Arturo Farela, quien ya se había colocado como el único “gestor cristiano” entre el gobierno de la 4T y las más de 6 mil Asociaciones Religiosas de corte evangélico que hay registradas ante Gobernación -y otras miles más que pretenden lograr su certificación-, lo cual significa en términos evangélicos un jugosísimo pastel económico que nadie querría compartir, sobre todo por los dividendos implícitos. Los Farela y los Orozco lo saben.

El doctor Santiago Nieto habló en esa reunión denominada “Enfrentando a los gigantes de hoy” sobre las acciones que lleva a cabo la UIF en el fenómeno de la trata de personas. Agradeció las oraciones que se hicieron a favor del Secretario de Seguridad de la Ciudad de México, luego del atentado que sufrió en días pasados Omar García Harfuch, hijo de la actriz María Harfuch Hidalgo, mejor conocida como María Sorté, quien es militante de a una Iglesia Evangélica. Y lo hizo porque, según comentó Santiago Nieto, Omar fue el único funcionario que en octubre de 2017 se solidarizó con él, luego de que fuera destituido de su cargo como titular de la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales, por andar investigando el grado de involucramiento del entonces gobernador de Chihuahua, César Duarte Jáquez, en operaciones ilícitas toleradas por funcionarios de alto nivel de la administración pasada. En aquél entonces García Harfuch era Comisionado de la Agencia de Investigación Criminal de la entonces Procuraduría General de la República.

Durante esta plática ninguno de los pastores aportó datos, o cifras que ayudaran al funcionario a marcar pautas, o al menos tener cifras y datos más certeros para hacer más eficiente el trabajo de las autoridades. Y es que los Ministros de Culto, así como algunos líderes que trabajan con sus Iglesias en Nuevo León, Chiapas, Ciudad de México, Tamaulipas, Puebla, Hidalgo, Guanajuato, Estado de México, Veracruz y Chihuahua conocen casos de mujeres que han sido explotadas, menores de edad que fueron vendidos a bandas dedicadas a la prostitución y cómo operan los que abusan sexualmente de niños y comercializándolos por las redes que operan a nivel internacional.

Por ello, Santiago Nieto los invitó a “concientizar a las familias” respecto al uso de las redes sociales, haciendo a un lado situaciones morales y anteponiendo los derechos humanos. Y es precisamente ahí donde el funcionario encuentra un gran dique, al menos entre los Orozco y sus seguidores por el enfoque que tienen respecto a la sexualidad. Esas congregaciones están identificadas como “yunquistas evangélicos”. La sola palabra “sexualidad” implica para ellos una “censura religiosa” que grupos Pro Vida están utilizando para abolir espiritual y moralmente temas como el matrimonio igualitario, la educación sexual de los niños en escuelas seculares y la despenalización del aborto.

El titular de la UIF sabe que la ayuda que pueda emanar de parte de los pastores es casi nula, ya que el desconocimiento del tema es tan corto como su visión de los derechos humanos. Sin embargo, pudiera ser que, contrario a sexenios anteriores donde el temor de denunciar a los delincuentes por sus nexos con funcionarios y policías, en el actual gobierno obradorista se tiene la esperanza de que las revelaciones pastorales serán tratadas con honestidad. Tal vez haya anónimos que se atrevan a dar nombres, lugares y fechas, lo que ayudaría en mucho a la UIF. Las oraciones ya están, faltarían las acciones.

PALABRA DE HONOR. El juez que lleva el caso de Naason Joaquín García le negó la libertad y pospuso la audiencia donde se presume que la Corte Superior de California desestimaría los cargos en su contra. Los defensores del líder de la Iglesia de La Luz del Mundo, cuya sede mundial está en Jalisco, mencionaron que se violan los derechos de Naasón Joaquín toda vez que está en riesgo su vida porque padece de diabetes y es hipertenso, factores lo hacen vulnerable en esta pandemia. El líder está detenido en EU luego de ser acusado de abusar sexualmente de menores de edad.

Compartir