Foto: Isabel Mateos/Cuartoscuro

Compartir

Redacción ejecentral

Carso Infraestructura y Construcción (CICSA) informó que sus ventas cayeron  10 por ciento en el cuarto trimestre del año pasado, en comparación con el mismo periodo de 2017, debido a la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) y la conclusión de otras obras.

La empresa del multimillonario Carlos Slim señaló en su reporte financiero que los números negativos a partir de la cancelación de la obra se deben a que se suspendió la fabricación de foniles, que eran las estructuras que soportarían la cubierta del edificio terminal.

El presidente Andrés Manuel López Obrador canceló el NAIM luego de una consulta ciudadana realizada el pasado 28 de octubre, tras lo cual se decició de una nueva terminal aérea en la base militar de Santa Lucía.RB

Compartir