FOTO: CUARTOSCURO

Compartir

Redacción ejecentral

Luego de calificar su detención como legal, una juez de control impuso prisión preventiva a Mónica ‘N’, propietaria del Colegio Enrique Rébsamen, por el delito de homicidio culposo en contra de 19 menores de edad y siete adultos, en hechos ocurridos el 19 de septiembre de 2017 tras un sismo.

En una tarjeta informativa, el Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México informó que la defensa solicitó la ampliación del término constitucional para que le sea definida su situación jurídica, por lo que se fijó continuación de audiencia para el próximo jueves, fecha en que la impartidora de justicia habrá de determinar si la vincula o no a proceso.

Mónica ‘N’ deberá cumplir la medida cautelar de prisión preventiva en el Centro Femenil de Readaptación Social de Santa Martha Acatitla.

En la primera audiencia celebrada este domingo, la jueza Esperanza Medrano Ortiz declaró legal la detención, en presencia de padres y familiares de los 19 niños y 7 adultos que murieron el 19 de septiembre de 2017, en el derrumbe del inmueble.

La Procuraduría había adelantado que la dueña del colegio sería acusada por homicidio culposo, lo cual le hubiese permitido llevar su proceso en libertad; sin embargo, la imputación cambió.

Este martes, Mónica ‘N’ tomó la voz por espacio de 20 minutos durante la audiencia, para declararse inocente y explicó que el día del sismo, ella se quedó en el Colegio para ayudar a los alumnos y los padres se lo agradecieron, informó Milenio.

También expuso que durante 33 años se ha dedicado a servir a la educación de los menores.

Mónica ‘N’ fue detenida el pasado sábado en un restaurante de Calzada de Tlalpan, en cumplimiento de una orden de aprehensión, y después fue ingresada al Penal Femenil de Santa Martha Acatitla.

Previo a la audiencia, familiares de las víctimas se manifestaron en el Tribunal para pedir justicia y que Miss Mónica, como la conocen los padres, no sea puesta en libertad.

El fiscal de la PGJ solicitó que el procedimiento se realizara de forma privada, petición que fue aceptada por la jueza para que prevalezca el interés superior de las víctimas, en su mayoría menores de edad.

Representantes de los medios y la hija y otros familiares de Mónica ‘N’ fueron retiradas del lugar. EM/MM

Compartir