Compartir

Juan Carlos Rodríguez

jcrodriguez@ejecentral.com.mx

EZCorp, empresa dedicada a otorgar préstamos de nómina en Estados Unidos y de la cual Santiago Creel es directivo, es una de las destinatarias de una regla emitida el pasado 4 de octubre por la Oficina de Protección Financiera del Consumidor (CFPB, por sus siglas en inglés) para evitar prácticas injustas y abusivas.

EZCORP

La regla denominada 12 CFR 1041 busca acabar con dos prácticas que van en perjuicio de los clientes: 1) otorgar préstamos sin investigar debidamente que los consumidores tengan la suficiente capacidad de pago, y 2) retirar los adeudos directamente de las cuentas bancarias sin el consentimiento de los propietarios.

En el documento de la CFPB se cita el caso de EZCorp en 18 ocasiones, como uno de los ejemplos de malas prácticas de empresas hacia los consumidores.

La CFPB ha concluido que existe un daño al consumidor en relación con estas prácticas porque muchos consumidores luchan por pagar préstamos inasequibles y, al hacerlo, sufren una variedad de consecuencias adversas.

“Muchos consumidores que obtienen estos préstamos parecen carecer de la capacidad de pagarlos y enfrentan una de tres opciones cuando se debe pagar un préstamo que no es asequible: sacar préstamos adicionales (“représtamo”), incumplimiento del préstamo (“morosidad”) o realizan el pago del préstamo en detrimento de los gastos básicos de vida u otras obligaciones financieras importantes”, señala el texto gubernamental.

EZCorp, fundada en 1974, es una de las principales operadoras de casas de empeño y préstamos de pequeña escala en Estados Unidos; su sede está en Austin, Texas. Desde febrero de 2014, cuando Santiago Creel fue incorporado al Consejo Directivo, EZCorp está bajo investigación de la CFPB por denuncias de prácticas y actos ilegales de publicidad, oferta, provisión, recolección de préstamos, en violación de leyes federales de protección financiera al consumidor en Estados Unidos.

De 2014 a la fecha, la empresa ha enfrentado 13 demanda en cortes federales de Estados Unidos, de los cuales uno sigue abierto y se dirime en una corte de Texas.

En diciembre de 2015, ya con Creel en el directorio de la empresa, la CFPB adoptó medidas contra EZCorp por prácticas ilegales de cobro de deudas. Estas tácticas incluyeron visitas ilegales a consumidores en sus hogares y centros de trabajo, amenazas vacías de acciones legales contra los morosos, mentir acerca de los derechos de los consumidores y exponer a los consumidores a tarifas bancarias a través de retiros electrónicos ilegales.

CREEL 3

En ese año, la CFPB ordenó a EZCorp reembolsar 7.5 millones de dólares a más de 93 mil consumidores, pagar tres millones de dólares en multas y detener el cobro de deudas restantes en los payday (préstamos a corto plazo). Emitió una advertencia en la industria sobre el cobro de deudas en hogares o lugares de trabajo.

La incursión EZCorp en el mercado mexicano de casas de empeño y préstamos de nómina no podría entenderse sin la participación de la familia de Santiago Creel, presidente de la Comisión Nacional de Elecciones del PAN y principal asesor de Ricardo Anaya, líder nacional del partido.

La llegada de EZCorp a México fue en 2012, cuando la empresa compró 60% de las acciones de Grupo Finmart —en ese entonces, líder en el rubro de los préstamos vía nómina— propiedad de Javier Creel, sobrino de Santiago Creel, y en la que también participaban otros miembros de la familia. Finmart consiguió contratos con los tres niveles de gobierno, el sindicato de maestros y el IMSS.

Dos años después, en 2014, la empresa estadounidense invitó a Creel Mirada a participar en su Consejo Directivo.

Con la intención de ampliar su presencia en el mercado estadounidense, el 3 de septiembre de 2015, EZCorp anunció la adquisición de 13 tiendas de empeño de la cadena USA Pawn & Jewelry Company, ubicadas en Arizona y Oregon, por 12.5 millones dólares.

A la par que realizaba esta operación, EZCorp incrementó su participación accionaria en Grupo Finmart, pasando de 60 a 93.78%, en una transacción valuada en 29 millones dólares. Así, EZCorp se encontró en posibilidad de decidir la integración del Consejo de Administración de Grupo Finmart, eligiendo mantener a Javier Creel como su presidente.

CREEL 4

Entre octubre y noviembre de 2015, EZCorp anunció a sus accionistas que tendría que reevaluar sus ganancias para los años fiscales 2012, 2013, 2014 y el primer cuarto de 2015, por debilidades en controles internos de reportes financieros y otros problemas contables relacionados con el portafolio de préstamos de nómina de Grupo Finmart.

El principal problema de Grupo Finmart consistía en que los préstamos que no estaban siendo pagados porque los deudores habían dejado su trabajo no se clasificaron oportunamente como “no activos”, y los consideraron como parte de los ingresos. De esta manera, se produjo un escenario en el que se sobreestimaron las ganancias y se subestimaron las deudas no recuperables. Debido al mal desempeño de la empresa mexicana, el 1 de julio de 2016 EZCorp llegó a un acuerdo con AlphaCredit, líder en préstamos de nómina en México y Colombia, para la venta de Grupo Finmart por 50 millones de dólares. Así, hoy en día, las marcas Total Credit, Crediamigo y ADEX son propiedad de AlphaCredit, sociedad fundada en 2010 por Augusto Álvarez de Iturbe y José Luis Orozco Soberón.

CREEL 5

A los dos meses de que EZCorp se deshiciera de Grupo Finmart, se registró la renuncia de Javier Creel a la presidencia de la sociedad, así como las renuncias de Carlos Alejandro Creel Carrera (primo de Santiago Creel Miranda) y Gerardo Agustín Legorreta Creel a sus cargos en el Consejo de Administración.

Con base en documentos públicos relacionados con la venta de Grupo Finmart, se descubrió que Santiago Creel y su exesposa, Beatriz Garza Ríos Echeynne, son dos de los beneficiarios principales de un fideicomiso abierto por la empresa en CIBanco, el 21 de octubre de 2013. No obstante, no hay detalles del fideicomiso.

Debido a los problemas generados por los errores de contabilidad de la cartera de Grupo Finmart, EZCorp se vio involucrado en cinco demandas de accionistas en Estados Unidos entre 2014 y 2017, quienes acusan a la empresa de ocultar información y de conflictos de interés.

Compartir