Compartir

ejecentral

Después de doce temporadas llega a su fin esta noche en los Estados Unidos, la popular serie de la CBS, «Two and a Half Men«, con un elenco que tuvo en el polémico Charlie Sheen como su mayor atractivo y que regresa para el último capítulo.

 

En las primeras ocho temporadas, la comedia se convirtió en la sensación de la audiencia, con 29 millones de espectadores, incluyendo a Sheen como el actor mejor pagado de la televisión, con 1.8 millones de dólares por episodio.

Un éxito que quedó empañado por la ruptura entre Sheen y Chuck Lorre, el creador del programa, por lo que el actor fue despedido y reemplazado por Ashton Kutcher.

Pero que no volvió a tener el ritmo de comedia impreso en las primeras ocho temporadas, ya que los cambios de elenco provocó que los escritores cambiaran la premisa plantada desde un inicio: un hombre (Charlie Harper) desenfrenado y despreocupado, con un estilo de vida que incluye alcohol, prostitutas y relaciones casuales pero que cambia radicalmente cuando su hermano (Alan Harper) y su sobrino de 10 años (Jake Harper) llegan a vivir con él a su casa de Malibú.

 

La entrada de Kutchner cambió radicalmente el concepto lo que generó que los seguidores migraran a otras series, provocando que los escritores trataran de recuperarlos sin éxito alguno.

El episodio final de «Two and a Half Men», con un título que levanta expectativas en torno a que Sheen estará presente («Por supuesto que está muerto – Parte uno y parte dos»), se estrena esta noche en Estados Unidos.

Compartir