Compartir

Brenda Mireles

Dentro de un contexto en que el cambio climático obliga a pensar en nuevas formas de generación de energía, las centrales nucleares se erigen como una de las alternativas para evitar la emisión de dióxido de carbono (CO2). 

Esta puede ser una fuente de energía limpia, la nuclear, pero se le ha cuestionado por la gravedad de los accidentes que se han conocido y en los que se han visto involucradas algunas plantas, los cuales han dejado muertes y malformaciones en seres humanos y en animales; así como una extensa contaminación. Tal es el caso de Chernóbil, en Ucrania, en 1986; o el más reciente, de Fukushima, en 2011.

La historia comenzó a marcarse en 1954, cuando se inauguró la primera central nuclear en Obninsk, Rusia, que tenía un sólo reactor que alcanzó una capacidad de seis mega watts (MW) y generó energía hasta 1959, pero continuó abierta para investigación hasta 2002.

Se calcula que existen 450 reactores nucleares en funcionamiento en 30 países del mundo, siendo Estados Unidos el que tiene mayor número con 93, seguido de Francia, con 56 reactores operativos. 

Tras el accidente de la central de Fukushima, hay 55 reactores más en proceso de construcción, de acuerdo con el Organismo Internacional de Energía Atómica de las Naciones Unidas.

Pero la nación con mayor capacidad eléctrica total de reactores nucleares en construcción en todo el mundo es China, que concentra 50 reactores que pueden generar hasta 16 gigavatios, según datos manejados por la experta en estadísticas, Statista.

›La planta con mayor potencia la ostenta Japón, con la central Kashiwazaki-Kariwa, la cual tiene una capacidad neta de 7,965 MW gracias a sus siete reactores. 

Le sigue la central Bruce, en Canadá, que pese a tener ocho reactores, alcanza seis mil 430 MW; y Hanul, en Corea del Sur, que tiene una capacidad instalada bruta de seis mil 189 MW, según mediciones.

En cuanto a México, tiene dos reactores en la central nucleoeléctrica de Laguna Verde, Veracruz, desde 1977 que comenzaron a operar en 1990 y 1995. 

Construidas por General Electric, ambas plantas tenían una capacidad de 675 MW y fueron repotenciadas a 800 cada una. 

Desde entonces, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) opera la central, lo que representa 3.2% de la energía total de México. 

El dato. Los accidentes nucleares se clasifican en una escala del 1 al 7. Tanto Fukushima como Chernobyl registraron la magnitud máxima en sus respectivos siniestros.

"Queda prohibida la reproducción total o parcial de las obras y contenidos de esta publicación periódica, por cualquier medio o procedimiento, sin ello contar con la autorización previa, expresa y por escrito o licencia concedida por ESTRICTAMENTE DIGITAL S.C.; toda forma de reproducción no autorizada será objeto de las acciones y sanciones establecidas en la Ley Federal de Derecho de Autor, la Ley de la Protección de la Propiedad Industrial y el Código Penal Federal."
Derechos Reservados ©️, Estrictamente Digital S.C., 2021

Compartir