Foto: Cuartoscuro

Compartir

Marco Antonio Aguilar

Las empresas que recurran a la contratación de personal a través de outsourcing o que cometan irregularidades para evadir el pago de impuestos, serán sancionadas al nivel de la delincuencia organizada, es decir, con prisión preventiva y sin derecho a fianza.

En un análisis realizado por el Grupo de Trabajo Interinstitucional para el Combate a la Subcontratación Ilegal, encontró que al menos seis mil empresas de outsourcing están afectando a los trabajadores, para evadir más de 21 mil millones de pesos anuales.

El procurador fiscal, Carlos Romero Aranda, refirió que se trata de delincuencia organizada cuando tres o más personas, de forma reiterada llevan a cabo actividades ilícitas como la constitución de empresas con testaferros.

Por eso son calificadas como delincuencia organizada, “porque nos enfrentamos a diversos casos donde estas empresas al final de cuentas sacaban el dinero en efectivo y nosotros no teníamos las herramientas para poder seguir la huella del dinero para tratar de llegar a las cabezas de estas organizaciones criminales”, resaltó el funcionario.

De acuerdo con este grupo integrado por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), el Servicio de Administración Tributaria (SAT), el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) y la Procuraduría Fiscal de la Federación (PFF), entre las prácticas ilegales de estas empresas se encuentran laborales, fiscales, de seguridad social y de lavado de dinero.

Luisa María Alcalde, titular de la STPS, denunció a las empresas que despiden a sus empleados en diciembre y los recontratan en enero, para evitar el pago de aguinaldos y otras prestaciones.

“Es aquella que traslada a empresas intermediarias, a través de actos simulados, para incumplir intencionalmente con las obligaciones laborales o de seguridad social, afectando gravemente a los trabajadores entre empresas que sí cumplen”, refirió la funcionaria.

Zoé Robledo, director general del IMSS, destacó que existen mil 200 empresas y 860 mil trabajadores en esquemas indebidos de contratación, por lo que pidió a los trabajadores revisar que sus esquemas de contratación respeten sus derechos y denuncien.

Prevenir antes que lamentar

Ante esta situación, el presidente Andrés Manuel López Obrador hizo un llamado a la iniciativa privada a tener responsabilidad social y no evadir impuestos, pues de incurrir en modelos de contratación ilegal, y “en caso de que resulten responsables, significa ir a la cárcel sin derecho a fianza”.

“Que el empresario tenga dimensión social, que le dé un buen trato a sus trabajadores, que contribuya a partir de que ya no hay un gobierno corrupto, ese el propósito”, instó durante su conferencia matutina.
Pero antes que advertir, el mandatario aseguró que se trata de un hecho preventivo, informar, porque muchos no están enterados de la nueva legislación.

“Que es una acción la que se está llevando a cabo, preventiva porque lo que queremos es informar a trabajadores y a patrones, de manera especial a los patrones. Que se enteren de que ya hay una nueva legislación y que pueden ser sancionados, porque no todos saben que ya se llevaron a cabo estas reformas y que ahora estas prácticas se consideran delito grave y significan, en el caso que resulten responsables, ir a la cárcel sin derecho a fianza. Es defender a los trabajadores, pero al mismo tiempo informar a todos los mexicanos”, afirmó.

ES DE INTERÉS |

2020: persiste la precariedad

Outsourcing: regular sí, criminalizar, ¡no!

Compartir